Agencia Estatal Boletín Oficial del Estado

Ministerio de la Presidencia Agencia Estatal Boletín Oficial del Estado

Está Vd. en

Documento BOE-A-1998-27530

Orden de 19 noviembre 1998 por la que se aprueba la instruccin para el proyecto, construccin y explotacin de obras subterrneas para el transporte terrestre (IOS-98).

TEXTO

Las obras subterrneas que constituyen o forman parte de proyectos de infraestructuras del transporte terrestre (carreteras y ferrocarriles), son construcciones que precisan atencin especfica por parte de los poderes pblicos, debido a su especial incidencia en la seguridad de las personas y los bienes, tanto en su fase de ejecucin como en la de explotacin.

Pero existen tambin otros factores de diversa ndole funcional que afectan a estas obras subterrneas y que condicionan los criterios que inspiran su realizacin.

Por ello dichas obras han de proyectarse, construirse y explotarse de manera que, sin olvidarse de los criterios de economicidad, se cumplan los requisitos esenciales que les afectan directamente: Resistencia mecnica y estabilidad; seguridad en caso de incendio o vertido de materiales txicos o inflamables, y seguridad de utilizacin.

En consecuencia, resulta necesario establecer criterios bsicos de carcter obligatorio que den respuesta a tales exigencias.

La Instruccin para el proyecto, construccin y explotacin de obras subterrneas para el transporte terrestre (IOS-98), que se aprueba por esta Orden, se configura como la reglamentacin tcnica especfica que establece los mencionados criterios bsicos.

En la tramitacin de esta disposicin han sido consultadas las corporaciones profesionales directamente afectadas y el Consejo de Consumidores y Usuarios dndose as cumplimiento a lo establecido en el artculo 24 de la Ley 50/1997, de 27 de noviembre, del Gobierno, y en el artculo 22 de la Ley 26/1984, de 19 de julio, General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, respectivamente.

En su virtud, al amparo de la Ley de Obras Pblicas, de 13 de abril de 1877; la Ley 25/1988, de 29 de julio, de Carreteras, y su Reglamento General, aprobado por el Real Decreto 1812/1994, de 2 de septiembre, as como la Ley 13/1995, de 18 de mayo, de Contratos de las Administraciones Pblicas, dispongo:

Artculo nico.

Se aprueba la Instruccin para el proyecto, construccin y explotacin de obras subterrneas para el transporte terrestre (IOS-98), que figura como anexo a esta Orden.

Disposicin transitoria nica.

A los proyectos ya aprobados o para los que hubiese sido emitida orden de estudio antes de la entrada en vigor de esta Orden, nicamente les sern de aplicacin las prescripciones de la IOS-98 relativas a las atribuciones para las aprobaciones tcnicas y administrativas e inspecciones que hayan de realizarse.

Disposicin derogatoria nica.

Quedan derogadas cuantas disposiciones de igual o inferior rango se opongan a lo dispuesto en esta Orden.

Disposicin final nica.

Esta Orden entrar en vigor el da siguiente al de su publicacin en el Boletn Oficial del Estado.

Madrid, 19 de noviembre de 1998.

ARIAS-SALGADO MONTALVO

Excmo. Sr. Secretario de Estado de Infraestructuras y Transportes.

ANEXO

Instruccin para el proyecto, construccin y explotacin de obras subterrneas para el transporte terrestre (IOS 98)

TTULO I

Consideraciones generales

I.1 Objeto

La presente Instruccin tiene por objeto establecer criterios bsicos para el proyecto, construccin y explotacin que deben observarse en las obras subterrneas que constituyan proyectos de infraestructuras del transporte (de carreteras o ferroviarias), o formen parte de los mismos.

I.2 Requisitos esenciales y mbito de aplicacin

Las obras subterrneas objeto de esta Instruccin debern cumplir, al menos, los siguientes requisitos esenciales:

a) Resistencia mecnica y estabilidad.

b) Seguridad en caso de incendio o de vertido de materiales txicos o inflamables.

c) Seguridad de utilizacin.

La presente Instruccin establece criterios bsicos para el cumplimiento de los requisitos anteriormente citados.

Su mbito de aplicacin abarca a las obras subterrneas que se clasifican en el apartado I.3 y que, constituyendo un proyecto independiente o formando parte de otro principal de infraestructuras para el transporte terrestre, sean promovidas, directamente o en rgimen de concesin, por la Administracin General del Estado, sus organismos autnomos y entidades vinculadas o dependientes de aqulla.

El Proyectista y la Direccin facultativa de las obras podrn, en el ejercicio de sus atribuciones profesionales, adoptar decisiones diferentes a las establecidas en esta Instruccin, siempre que justifiquen expresamente, en el proyecto o en documentos de rdenes de las obras, respectivamente, que dichas decisiones no suponen una disminucin de los niveles de seguridad y funcionamiento que proporciona la IOS-98.

I.3 Clasificacin de las obras subterrneas

A los efectos de esta Instruccin, las obras subterrneas se clasifican:

a) Segn su funcin:

Carreteras (a las que se asimilan las vas urbanas).

Ferroviarias.

b) Segn su geometra:

Lineales (tneles, galeras o pozos).

Cavernas.

c) Segn tipo de terreno:

Roca, con uso de explosivos.

Roca, con maquinaria.

Suelos.

d) Segn el mtodo de construccin:

Con excavacin manual.

Con excavacin convencional (voladuras y mquinas excavadoras).

Con mquinas integrales (rozadoras y mquinas con cabeza en seccin completa).

Falsos tneles.

TTULO II

Obligaciones funcionales

II.1 El titular de la obra subterrnea

A los efectos de esta Instruccin, se considerar titular de la obra subterrnea, tanto si sta tiene entidad individual como si forma parte de otra obra principal:

Al rgano de la Administracin Pblica contratante, en el caso de una obra pblica de promocin directa, cualesquiera que sea el sistema de adjudicacin.

Al concesionario, en el caso de una obra pblica promovida en rgimen de concesin.

Al organismo autnomo o ente pblico, segn sea promovida la obra por uno u otro de ellos.

II.2 Obligaciones del titular

El titular deber disponer de un proyecto completo de la obra subterrnea con anterioridad al inicio de la fase de construccin, tanto si dicha obra subterrnea forma parte de otra obra principal como si tiene entidad independiente. Deber ser autor del proyecto un profesional, al menos, con la titulacin necesaria para ello, de acuerdo con la legislacin vigente.

Dicho proyecto requerir la aprobacin tcnico-administrativa, que deber realizar, con carcter exclusivo, el rgano de la Administracin Pblica contratante, concedente o de adscripcin, segn se trate, respectivamente, de obras de promocin directa, en rgimen de concesin o promovidas por un organismo autnomo o ente pblico.

El titular nombrar al Director facultativo de las obras para encargarse de la direccin de los trabajos durante la construccin y cuya titulacin le capacite para el ejercicio de tal actividad. En el caso de concesiones administrativas tal nombramiento deber ser refrendado por la Administracin Pblica concedente.

El contratista, antes del inicio de los trabajos, deber presentar una Memoria de construccin con especificacin de los contenidos previstos en el apartado IV.2, para aprobacin por la Direccin facultativa de las obras.

El titular nombrar un Director de explotacin con la titulacin necesaria para ello, de acuerdo con la legislacin vigente, que ser responsable del correcto funcionamiento y uso de la obra subterrnea, desde su puesta en servicio. En el caso de concesiones administrativas tal nombramiento deber ser refrendado por la Administracin Pblica concedente.

II.3 Situaciones de emergencia

En situaciones de emergencia, la Direccin facultativa de las obras o la de explotacin, segn corresponda por la fase en que se encuentre la obra, coordinar las actuaciones necesarias conjuntas con las autoridades sanitarias, laborales y deproteccin civil, de acuerdo con la legislacin vigente.

II.4 De la aprobacin de los proyectos e inspeccin de las obras subterrneas

La aprobacin tcnico-administrativa de los proyectos de las obras subterrneas, as como la inspeccin tcnica de la ejecucin de las mismas, corresponde:

Al rgano de la Administracin Pblica contratante, en el caso de una obra pblica de promocin directa, cualesquiera que sea el sistema de adjudicacin.

Al rgano de la Administracin Pblica concedente, en el caso de una obra pblica promovida en rgimen de concesin.

Al rgano de la Administracin Pblica considerado como de adscripcin de un organismo autnomo o ente pblico, en el caso de obras promovidas por estos ltimos.

La inspeccin en materia de seguridad y salud laboral, durante la realizacin de las obras, se regir por lo establecido en la Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de Prevencin de Riesgos Laborales y en el Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, por el que se establecen disposiciones mnimas de seguridad y de salud en las obras de construccin.

TTULO III

Criterios bsicos en la fase de proyecto

III.1 Condiciones generales de seguridad y estabilidad

III.1.1 Generalidades.-El proyecto incluir la justificacin de la estabilidad y suficiente seguridad de todas y cada una de las zonas de la obra: Accesos, instalaciones de obra, emboquilles y tramos subterrneos. Con tal fin contendr las soluciones adecuadas para dar cumplimiento a las diferentes exigencias indicadas en los apartados III.2 a III.6, ambos inclusive.

Se proyectarn tambin las instalaciones definitivas (a las que se refiere el apartado III.8), y las escombreras que fueren precisas para recibir los materiales sobrantes de la excavacin (conforme indica el apartado III.9).

Asimismo, se establecern los requisitos de seguridad y salud, relativos a las fases de proyecto, construccin y explotacin, y se atendern los aspectos medioambientales sobre los que pueda influir la obra subterrnea (de acuerdo con los apartados III.10 y III.11).

III.1.2 Acciones a considerar.-Para conseguir la seguridad y estabilidad de todas y cada una de las zonas de la obra se efectuar un estudio especfico, amplio y detallado, y se tendrn en cuenta, al menos, las siguientes acciones:

a) La gravedad.

b) Las tensiones naturales existentes en el terreno.

c) El agua en alguno de los siguientes aspectos:

Niveles freticos estticos.

Corrientes de agua naturales o inducidas por la existencia, construccin o explotacin de la obra.

Lluvias.

d) El efecto ssmico en los tramos subterrneos de aquellas obras cuya destruccin puede interrumpir un servicio imprescindible, o aumentar los daos del terremoto, y situadas en zonas en las que, segn la Norma de Construccin Sismorresistente (NCSE-94), pueda preverse la incidencia de una aceleracin ssmica bsica probable mayor de 150 cm/s 2 .

En los tramos de acceso a la obra subterrnea se tendr en cuenta la accin del terremoto, de acuerdo con la peligrosidad ssmica definida e indicada en la citada Norma.

Asimismo, en el caso de tneles paralelos, se deber analizar la incidencia de las vibraciones (causadas por voladuras, etctera), inducidas sobre cada uno durante la construccin del otro.

III.2 Trazado

III.2.1 Tneles urbanos o en zonas industriales.-En el caso de tneles, cualquiera que fuese su tipo, situados en zonas urbanas o industriales, adems de los estudios de autoestabilidad, se justificarn:

a) Las subsidencias o, en general, los movimientos inducidos en los contornos por el trazado y morfologa del tnel elegidos.

b) Su influencia, riesgo y posibles daos, en las edificaciones, servicios o instalaciones prximas.

c) La ausencia de anomalas en aqullas, tales como inclinaciones, fisuraciones o roturas.

III.2.2 Tneles de carretera.-Independientemente de los condicionantes procedentes del trazado general de la carretera, de las caractersticas geolgico-geotcnicas del terreno, o de otras causas como las recomendaciones medioambientales, el trazado de los tneles deber respetar la normativa vigente de trazado de carreteras y, salvo expresa justificacin en contrario, los mximos valores de rampas y pendientes sern el 3 y el 5 por 100, respectivamente.

Se estudiarn las medidas conducentes a eliminar o paliar el posible efecto del deslumbramiento del conductor del vehculo, a la salida del tnel, en especial cuando la alineacin de la obra en esta zona es poco diferente de la orientacin de los rayos solares en algunas horas del da.

Cuando se trate de autovas o autopistas y se proyecte la construccin de tneles separados para cada direccin, se estudiar la separacin entre ambos, en funcin de las caractersticas del terreno, mtodos y secuencias constructivas de ambas perforaciones de manera que se eviten interferencias que pudieran producir inestabilidades o disminucin significativa de la seguridad en el sostenimiento o revestimiento. Esta circunstancia ser especialmente atendida en las zonas prximas a los emboquilles, o en zonas de eventuales subsidencias que eventualmente pudieran afectar a edificios o instalaciones prximas.

Salvo justificacin en contrario, en tneles paralelos de longitud mayor de 1 kilmetro se construirn conexiones entre ambos, a distancias y dimensiones adaptadas a las necesidades del trfico o a otros objetivos de ventilacin y seguridad.

III.2.3 Tneles de ferrocarril.-El trazado, en planta y alzado, de los tneles de ferrocarril, se efectuar, en su caso, de acuerdo con las especificaciones tcnicas establecidas por el Ministerio de Fomento y, en su defecto, por la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles (RENFE) o el Ente Pblico Gestor de Infraestructuras Ferroviarias (GIF), segn sea pertinente.

Adems de los condicionantes procedentes del trazado general del ferrocarril, de las caractersticas geolgico-geotcnicas del terreno, o de otras causas como las recomendaciones medioambientales, el trazado de los tneles deber tener en cuenta los condicionantes derivados de la construccin y explotacin (drenaje, renovacin del aire, etc.).

As pues, y salvo expresa justificacin en contrario, los valores mximos y mnimos de rampas y pendientes sern los siguientes:

Pendiente mnima: 0,5 por 100.

Pendiente mxima para trfico mixto (viajeros y mercancas): 1,25 por 100.

Pendiente mxima para trfico exclusivo de viajeros: 3 por 100.

En tneles paralelos se estudiar la posible conexin entre ambos. La distancia entre conexiones y sus dimensiones se adaptarn a las necesidades del trfico o a otros objetivos de ventilacin y seguridad.

III.3 Estudios geolgicos y geotcnicos

III.3.1 Generalidades.-Se realizarn los reconocimientos y estudios geolgicos y geotcnicos adecuados para obtener un conocimiento suficiente de los terrenos que sern afectados directa o indirectamente por la construccin y explotacin de la obra subterrnea y de sus zonas de acceso y emboquille.

La planificacin de los reconocimientos ser lo suficientemente flexible para acomodarlos en cada momento, en su secuencia, tipo y alcance, a una mejor determinacin de la morfologa y caractersticas generales del terreno, y de sus singularidades, en especial a la cota del tnel.

Los reconocimientos en la superficie que sea accesible, complementados, si fuera preciso, con zanjas, calicatas, sondeos cortos, o estaciones geomecnicas, se extendern a uno y otro lado de la traza en planta del tnel, hasta una distancia tal que los datos obtenidos puedan servir, en su extrapolacin hacia el interior del terreno, a un posible mejor conocimiento del mismo a la cota del tnel, o correspondan a zonas posiblemente afectadas por la existencia de la obra, o por su construccin, siquiera sea temporalmente.

Si el terreno involucrado es un medio rocoso, se prestar especial atencin a la eventual presencia de fallas o discontinuidades importantes, de mbito regional o local, que pudieran ser cortadas por la perforacin del tnel.

Se destacar, asimismo, la presencia de otras anomalas o singularidades estructurales del terreno o medio rocoso, como zonas crsticas, y corrimientos o paleodeslizamientos que alcanzasen la alineacin del tnel u obra subterrnea.

Los estudios se concentrarn tambin en las posibles reas de emboquille, con objeto de examinar y conocer con mayor precisin el terreno en tales zonas, plausiblemente ms dbiles bajo el punto de vista geotcnico, y poder fijar mejor el punto de arranque de la obra subterrnea.

El acusado influjo del agua en los diferentes aspectos del diseo, construccin y explotacin de la obra subterrnea, exige un adecuado estudio de las condiciones hidrogeolgicas del entorno del tnel. Ms adelante se especifican las diferentes circunstancias que deben ser examinadas a este respecto.

La gran variedad de mtodos de prospeccin y ensayo para determinar la tambin amplia gama de morfologas, disposiciones estratigrficas y propiedades geotcnicas del terreno, exige una adecuacin y una profundizacin de las actuaciones, acorde con las caractersticas, profundidad e importancia de la obra. Galeras y pozos de reconocimiento, sondeos mecnicos o penetromtricos, zanjas, calicatas, mtodos geofsicos, diagrafas, toma de muestras y ensayos de campo o laboratorio, deben ser seleccionados para obtener una suficiente base para el diseo del tnel.

Los objetivos a conseguir con los reconocimientos y ensayos pueden concretarse en los siguientes puntos:

a) Determinacin del perfil geolgico del tnel, con definicin litolgica y tectnica de todos los terrenos y accidentes atravesados por aqul, en especial:

Fallas y contactos mecnicos.

Zonas tectnicas.

Zonas alteradas.

Corrimientos.

Zonas carstificadas o milonitizadas.

Rocas alterables, solubles o expansivas.

Se debe prestar especial atencin a las fallas activas en zonas con riesgo ssmico, analizando las posibles soluciones (cambio de trazado, dispositivos de absorcin de desplazamientos, etc.).

b) Caracterizacin geotcnica cuantitativa de los terrenos, que sirva de base para la utilizacin de las clasificaciones geomecnicas adecuadas y posterior sectorizacin del tnel. Debe comprender, al menos, la determinacin de los parmetros correspondientes a:

Resistencia y deformabilidad.

Permeabilidad.

Alterabilidad.

Expansividad.

Erosionabilidad.

Comportamiento geolgico.

Susceptibilidad a la licuefaccin por efecto ssmico.

c) Recomendaciones sobre tipos de sostenimiento a adoptar para los distintos sectores establecidos.

d) Recomendaciones orientadas a definir los sistemas de ejecucin, las cuales deben comprender:

Anlisis de la perforabilidad mecnica.

Mtodos de sostenimiento recomendados.

Mtodos de revestimiento recomendados.

Problemtica previsible de la excavacin (estabilidad, avenidas de agua, presencia de lquidos o gases, etc.).

e) Determinacin de otros parmetros que, indirectamente, pueden servir de base tambin para el proyecto de la seccin tipo.

f) Clculo de subsidencias o movimientos del terreno, inducidos por el tnel, en el caso de entornos susceptibles a las deformaciones de aqul.

g) Anlisis especfico de las reas de emboquille y posibles estructuras especiales, que comprenda los siguientes aspectos:

Estudio de estabilidad de taludes en zonas de acceso al tnel.

Recomendaciones sobre la zona de emboquille.

Revestimientos en zonas de emboquille.

Estudios complementarios para estructuras especiales.

III.3.2 Estudios hidrogeolgicos.-Se efectuarn los estudios hidrogeolgicos necesarios para conseguir conocer de una manera suficiente, para las etapas de construccin o explotacin, las siguientes facetas:

a) Establecimiento del o de los niveles freticos, y su eventual variacin estacional.

b) Existencia de fuentes, manantiales, captaciones de agua, etc., que puedan influir en el tnel, o ser influidos por ste.

c) Permeabilidad o transmisividad de los diferentes terrenos que pudieran ejercer su influjo en los aportes de agua al tnel durante la vida de la obra.

d) Factores que influyen en la eleccin del drenaje o impermeabilizacin del tnel.

e) Influjo del eventual drenaje del tnel en la posible variacin de las condiciones hidrulicas de los niveles freticos, afloramientos o aprovechamientos indicados en a) y b).

f) Posibilidad de que el tnel suponga una barrera total o parcial a las corrientes sublveas naturales, y la correspondiente variacin de las circunstancias indicadas en a) y b).

Los estudios hidrogeolgicos debern llenar los objetivos sealados para establecer las bases del restablecimiento de las condiciones iniciales, o aceptacin de las modificaciones que fueran admisibles.

III.4 Seccin transversal

En base a los glibos requeridos por la funcionalidad de cada tipo de obra, de la estructura geolgico-geotcnica del terreno, de los imperativos de las instalaciones propias y de los contornos externos, se definirn y justificarn cuantas secciones tipo sean precisas para cumplir las condiciones mnimas de estabilidad y seguridad que las circunstancias indicadas exigen.

En el caso de tneles de carreteras se cumplir lo prescrito en la normativa vigente de trazado de carreteras.

Si se trata de tneles ferroviarios, su glibo se adaptar, en su caso, a las especificaciones tcnicas establecidas por el Ministerio de Fomento y, en su defecto, por la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles (RENFE) o el Ente Pblico Gestor de Infraestructuras Ferroviarias (GIF), segn sea pertinente y en funcin del tipo y condiciones de circulacin de los trenes.

La resistencia al avance de los trenes provocada por el efecto pistn debe ser reducida al mximo, con el fin de aumentar la velocidad del tren, reducir los gastos de energa y el calentamiento de la estructura, y limitar la amplitud de las sobrepresiones y depresiones soportadas por el usuario. Se tendrn en cuenta estos efectos a la hora de disear la configuracin transversal y longitudinal del tnel.

Deber tenderse a la normalizacin de secciones tipo para usos equivalentes contribuyendo as al mejor aprovechamiento del parque de mquinas existente en el pas.

En el proyecto, se establecern las tolerancias y las superficies del glibo mnimo para la construccin del sostenimiento o revestimiento.

III.5 Mtodos constructivos

Se prestar especial atencin al estudio de los factores que influyen en la eleccin del mtodo de construccin ms adecuado. La excavacin mediante mquinas tuneladoras, rozadoras, palas, o explosivos; la proteccin y estabilidad de las excavaciones mediante escudos a presin atmosfrica o presurizados, precortes, cerchas, bulones, hormign proyectado, armadura con mallazos o fibras metlicas, micropilotes, jet-grouting, inyecciones, etctera, sern convenientemente analizadas.

Se realizar una descripcin de los aspectos fundamentales de la secuencia operativa del mtodo de construccin elegido.

Se definir el sostenimiento y el revestimiento de la obra subterrnea (conforme al apartado III.6), entendiendo por sostenimiento el conjunto de dispositivos precisos para mantener la estabilidad de la excavacin provisionalmente hasta la ejecucin de revestimiento, o definitivamente. Se justificarn y proyectarn las condiciones de drenaje o impermeabilizacin de los entornos de la excavacin durante la construccin y explotacin.

En el caso de que las deformaciones sean prioritarias por la proximidad de edificaciones o instalaciones importantes, los mtodos constructivos y los sostenimientos se dirigirn especialmente hacia una admisibilidad de los movimientos originados por la obra, fijndose en el proyecto las condiciones de admisibilidad.

III.6 Sostenimiento y revestimiento

De acuerdo con el tipo y requerimientos de la obra, con las caractersticas del terreno y con los mtodos de construccin elegidos, se justificar la seguridad del tnel u obra subterrnea durante la construccin y explotacin, frente a los diferentes modos de posible inestabilidad que puedan presentarse.

Se definirn una o varias secciones tipo, longitudinales y transversales, de la obra, de su sostenimiento, y, si es el caso, de su revestimiento, que respondan a las diversas circunstancias previsibles del terreno y de la profundidad o situacin de la obra. Se prestar especial atencin a las zonas de emboquille.

Si la consecucin del sostenimiento o revestimiento finales tiene lugar segn diferentes etapas (desfases entre excavacin y dispositivos del sostenimiento, galeras u otro tipo de excavaciones en avance, destroza, etctera), se justificar tambin la estabilidad en todas las fases intermedias.

Tambin se contemplar la seguridad frente a eventuales desprendimientos de bloques.

La metodologa para juzgar la seguridad de la obra, segn su importancia y salvo justificacin razonada, tomar como base el criterio ms adecuado de entre los siguientes:

Una comparacin con el comportamiento de obras semejantes en circunstancias anlogas a las objeto del proyecto. En tal caso se deber demostrar la similitud de los aspectos fundamentales que influyen en la estabilidad.

Utilizacin de mtodos empricos o semiempricos, suficientemente contrastados en la prctica, basados en determinadas caractersticas geotcnicas de reconocida solvencia o en algunas clasificaciones geomecnicas del terreno.

Clculo tenso-deformacional del conjunto obra-terreno, sustentado en unas acciones, estado inicial y propiedades geotcnicas del terreno, obtenidas por medio de determinaciones directas, o indirectas mediante comparaciones o mtodos empricos.

Se determinar la seguridad de cada uno de los elementos que configuran la obra, su sostenimiento y revestimiento, y el del conjunto obra-terreno. En el caso de utilizar el clculo tenso-deformacional, se justificar la admisibilidad de las tensiones de trabajo y el coeficiente de seguridad a la rotura permisible, segn las circunstancias de la obra, el modo de inestabilidad analizado, el mtodo de diseo utilizado y la fiabilidad de los datos que han servido de base para los clculos de estabilidad.

En el caso de obras lineales, y en concordancia con los estudios geolgico-geotcnicos se incluir la justificacin de una sectorizacin longitudinal, que prevea la adopcin, por tramos, de alguna de las secciones tipo diseadas.

En el caso de que existan edificaciones o instalaciones industriales prximas, ser preceptivo un clculo deformacional que demuestre la inocuidad en aqullas de los movimientos originados por la obra.

En el caso en que, por aplicacin de la legislacin vigente o por que as lo exigiera el pliego de prescripciones tcnicas particulares del contrato, fuera necesaria la elaboracin de un proyecto especfico de sostenimiento, ya fuera independiente o incorporado al proyecto de la obra principal, la aprobacin tcnico-administrativa del mismo recaer, exclusivamente, en el correspondiente rgano de la Administracin Pblica, de acuerdo con el apartado II.4.

III.7 Auscultacin y reconocimientos durante la construccin

En el proyecto se incluir una definicin, o se justificar su ausencia, de los dispositivos e instrumentacin precisa para conocer el comportamiento del terreno y de la obra (movimientos, presiones, filtraciones, gases, emisin acstica, radiacin infrarroja, etc.).

En particular, ser obligatorio el proyecto de auscultacin siempre que concurra, al menos, una de las siguientes circunstancias:

a) Cuando el mtodo de construccin elegido requiera la obtencin de parmetros a medida que progresa la excavacin, con objeto de adaptar localmente el diseo del sostenimiento o revestimiento.

b) Cuando los movimientos estticos o dinmicos inducidos por la excavacin o por la presencia de la obra, puedan afectar a edificaciones, instalaciones industriales, o de cualquier otro tipo.

c) Cuando se prevea una modificacin sustancial, o un influjo decisivo, en las condiciones hidrolgicas del contorno.

d) Cuando las circunstancias previsibles influyan en la seguridad de los operarios, personal de mantenimiento, o usuarios.

No obstante, y en cualquier caso, se deber llevar a cabo un control mnimo de convergencias.

Asimismo se especificarn en el proyecto los reconocimientos y estudios complementarios que debern ser llevados a cabo durante la construccin (ensayos de caractersticas geotcnicas, sondeos en avance, tensiones internas, etc.), que no hayan sido viables, por razones de accesibilidad o motivos tcnicos o econmicos, para el proyecto, o que se requieran para una mayor precisin en las circunstancias sealadas en los prrafos anteriores.

El proyecto de auscultacin analizar la conveniencia o no de que la auscultacin se mantenga operativa para la fase de explotacin.

III.8 Instalaciones definitivas

En el proyecto general de la obra se incluirn, o se acompaarn al mismo, los proyectos complementarios de las instalaciones definitivas que sean preceptivas o previstas en cada caso, referentes a:

Suministro de energa.

Alumbrado.

Ventilacin.

Sealizacin.

Comunicaciones.

Sistemas de control.

Auscultacin.

Incendio.

Otras instalaciones.

En el ttulo V de esta Instruccin se indican los condicionantes a cumplir por tales instalaciones.

III.9 Escombreras

En el proyecto se planificar el destino de los materiales procedentes de la excavacin del tnel. Los que no vayan a ser utilizados en la construccin de terraplenes, rellenos, obras anejas, u otros fines especficos, sern depositados en escombreras, cuya situacin deber ser indicada en el proyecto.

En el caso de que se trate de vertederos o escombreras de nueva implantacin, se justificar debidamente los rellenos a efectuar, en las siguientes vertientes:

a) Morfologa del relleno, su disposicin topogrfica, y suficiencia volumtrica para recibir los sobrantes de las excavaciones.

b) Secuencia temporal y espacial de las operaciones, y condiciones de vertido o colocacin.

c) Estabilidad de la propia escombrera, de su cimentacin y de su entorno. Con tal fin se llevarn a cabo los pertinentes reconocimientos geolgico-geotcnicos que permitan establecer las condiciones para su permanencia con el adecuado margen de seguridad.

d) Eventual influjo de los rellenos en las condiciones hidrolgicas, superficiales o sublveas, que existen en el terreno antes de construir el relleno. Diseo, en su caso, de los dispositivos de drenaje o impermeabilizacin.

e) Impacto ambiental, y si fuere preciso, tratamiento final de la superficie de la escombrera, una vez finalizados los aportes de terreno.

En los casos que se considere necesario, el proyecto prever unidades de abono de las operaciones efectuadas en las escombreras.

III.10 Prevencin de riesgos laborales

El proyecto y la propia fase de elaboracin del mismo, debern dar cumplimiento a lo establecido en la Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de Prevencin de Riesgos Laborales y en el Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, por el que se establecen las condiciones mnimas de seguridad y de salud en las obras de construccin.

Se destacarn las medidas referentes a las fases de proyecto, construccin y explotacin, que puedan afectar especialmente a la seguridad y salud de los trabajadores, tales como vibraciones, voladuras, iluminacin, comunicaciones, etc.

III.11 Impacto medioambiental

El proyecto deber dar cumplimiento a las disposiciones vigentes en materia de medio ambiente que afecten al mismo y a la construccin y explotacin de la obra subterrnea.

En particular el proyecto deber examinar, y justificar en su caso, las posibles incidencias que puedan afectar al entornooalapropia obra, relacionadas con:

a) Ruidos, vibraciones, efectos dinmicos o trmicos, originados por la construccin o explotacin de la obra.

b) Contaminacin de gases en el interior o exterior de la obra.

c) Contaminacin de aguas subterrneas y superficiales.

d) Eliminacin de los residuos y efluentes propios.

e) Modificacin de acuferos.

f) Interferencias con posibles restos arqueolgicos o con dependencias amparados por la legislacin vigente sobre el Patrimonio Nacional.

g) Escombreras para los residuos de la excavacin.

h) Modificacin del paisaje e influjo sobre la fauna y vegetacin en las zonas de acceso y emboquille, y su adaptacin a los contornos de la obra.

i) Efectos psicolgicos en los conductores de los vehculos en el caso de tneles de gran longitud en carreteras.

III.12 Documentos del proyecto

En el caso de que la obra subterrnea forme parte de un proyecto que incluya otras obras, los documentos de ste debern contener los apartados y artculos especficos de aqulla, anlogos a los que requiere un proyecto independiente.

En la Memoria y en sus anejos se describirn y justificarn las obras de acuerdo con las prescripciones contenidas en la presente Instruccin. En particular se incluir un anejo que estudie los costes de explotacin.

En el documento Planos se incluir la definicin longitudinal y transversal de los accesos, emboquilles, y tramos subterrneos. Se establecern cuantas secciones tipo sean precisas para cubrir las circunstancias previsibles en la obra.

En el documento Presupuesto se incluirn el cuadro de precios, las mediciones y el presupuesto parcial de la obra subterrnea.

Lo establecido en este apartado se entender sin perjuicio de lo dispuesto en la legislacin de Contratos de las Administraciones Pblicas.

TTULO IV

Criterios bsicos en la fase de construccin

IV.1 Del terreno y los materiales de construccin

Las condiciones previstas en el proyecto se irn adaptando a lo largo del proceso de ejecucin, de acuerdo con la informacin disponible y aplicando las tcnicas especializadas correspondientes.

IV.2 Memoria de construccin

En la Memoria de construccin se debern contemplar todas las disposiciones necesarias para el desarrollo adecuado del proceso constructivo previsto. En particular se incluirn:

La descripcin detallada del proceso constructivo, fases de construccin, esquema de tiro, si procede, y justificacin de todas las instalaciones provisionales necesarias que se especifican ms adelante.

Los planos de todas las instalaciones auxiliares, accesos, pozos, etc.

El plan de seguridad y salud en el trabajo.

El plan de aseguramiento de calidad.

El programa de ejecucin.

Un plan de tratamiento medioambiental, en el que se indiquen las cuestiones relacionadas con el medio ambiente (levantamiento de caminos, de instalaciones, formas de tratamiento de prstamos y vertederos, etc.).

Cualquier otro documento que complete la descripcin de todas las disposiciones que definen el proceso constructivo.

IV.3 Instalaciones para la construccin

Segn las circunstancias de cada caso, se dispondrn los siguientes tipos de instalaciones: Redes de ventilacin; sistema de iluminacin; redes elctricas; redes de aire comprimido, agua y desage; etc.

IV.4 Instrumentacin

Se revisar de acuerdo con la evolucin de los trabajos el sistema de sensorizacin e instrumentacin que se considere ms adecuado, tanto para el seguimiento de las subsidencias que el proceso constructivo produzca en superficie, como para el seguimiento de los parmetros necesarios que midan el comportamiento del terreno para realizar el ajuste que proceda del diseo de los sostenimientos y revestimientos definitivos.

IV.5 Maquinaria

En relacin con la maquinaria a emplear, sta cumplir con los requisitos reglamentarios, y especialmente se tendr en cuenta que:

El funcionamiento de los sistemas hidrulicos, elctricos y mecnicos debe garantizar la seguridad de los operarios durante el desarrollo de su trabajo.

Deben adoptarse las medidas de seguridad, que en cada caso procedan, durante la conservacin de la maquinaria: Paradas, frenos, calzos, etc., especialmente cuando la conservacin se haga fuera del taller.

Deben protegerse las partes mviles de mquinas estticas.

Las mquinas de combustin interna (diesel) deben llevar dispositivos de depuracin en el escape y se comprobar peridicamente su correcto funcionamiento.

Las mquinas deben ir provistas de medios auxiliares que indiquen su presencia y maniobrabilidad, tales como sistemas acsticos o luminosos.

Debe establecerse un programa para la conservacin y mantenimiento de maquinaria, instalaciones y redes.

IV.6 Explosivos

La utilizacin de explosivos se realizar, en su caso, de acuerdo con la reglamentacin vigente de carcter general sobre la materia. Adems, se actuar, especficamente, de acuerdo con lo siguiente:

Se fijarn criterios para el almacenamiento, transporte y manipulacin de explosivos dentro de la propia obra, as como en relacin con la carga de las voladuras y medidas particulares a adoptar.

Se dispondr de personal responsable y autorizado para el manejo de los explosivos.

Los materiales que se empleen cumplirn con los requisitos reglamentarios.

Los medios empleados para la comprobacin o prctica de la voladura tendrn la capacidad suficiente y cumplirn con los requisitos reglamentarios.

No se podr simultanear la carga de explosivos y perforacin, a no ser que se adopten medidas especiales.

La recuperacin de las voladuras fallidas se har bajo la direccin de un responsable cualificado.

Deber disponerse en obra de un detector de tormentas.

Durante la carga de explosivos se deben prever golpes del brazo del jumbo, desprendimientos de roca; se debe separar perforacin y carga; se deben utilizar plataformas de trabajo, etc.

IV.7 Proceso constructivo

IV.7.1 Saneo.-Se sanear el frente y el avance correspondiente a cada voladura.

Debe mantenerse una estabilidad temporal de la bveda y hastiales hasta el sostenimiento definitivo mediante la vigilancia y saneo peridicos de las zonas excavadas.

IV.7.2 Perforacin.-Debe procederse al saneo del frente previamente al comienzo de la perforacin.

La perforacin debe realizarse siempre con aportacin de agua.

No deben utilizarse fondos de barrenos de la voladura anterior para emboquilles de la nueva perforacin.

En el uso de jumbos prever golpes, aplastamientos, cadas de roca, polvo y ruido; sealar reas peligrosas, utilizar perforacin por va hmeda, proteccin antirruido y luces intermitentes en vehculos, etc.

En la perforacin manual deben preverse los resbalones y cadas, el polvo y la proyeccin de piedras; se debe asegurar buena proteccin de ojos y odos.

IV.7.3 Excavacin.-Para la ejecucin de la excavacin se pueden emplear: Los mtodos convencionales basados en la utilizacin de explosivos; los de arranque mecnico con mquinas puntuales o de plena seccin, o cualquier otro sancionado por la prctica.

Desde el punto de vista de la seguridad se tendrn en cuenta las situaciones peligrosas siguientes:

Voladura (prever proyeccin de rocas, humos txicos; ruido y onda expansiva; cuidar distancia de seguridad y proteccin, ventilacin inmediata, protectores de odos, etctera).

Arranque con excavadora (prever atropellos y arrastres; delimitar zonas de trabajo de riesgo).

Arranque con rozadora (prever atropellos y arrastres, desprendimientos de roca; delimitar zonas de trabajo de riesgo; instalar interruptores visibles para parada de emergencia).

Mquinas integrales (prever cadas, desprendimientos de roca, entibaciones provisionales, equipo personal de seguridad, etc.).

IV.7.4 Carga, transporte, vertido y acopio.-Las mquinas utilizadas en la carga de escombro en el frente irn dotadas de dispositivos acsticos y luminosos que permitan identificar sus movimientos durante el trabajo.

En la zona de trabajo solamente permanecer el personal imprescindible para la ejecucin de los trabajos y siempre fuera del alcance de las mquinas.

Los medios de transporte se cargarn correctamente y nunca con exceso, evitando la cada de escombros durante el transporte.

Los vehculos de transporte se visualizarn fcilmente mediante dispositivos acsticos y luminosos.

Se evitar la circulacin inmediatamente por detrs de los vehculos cargados y se tomarn precauciones durante el cruce.

En el caso de transporte por cinta se prevern los posibles aplastamientos por el escombro, los atrapamientos por la mquina sin proteccin; se protegern las mquinas; se dispondrn interruptores de emergencia.

En los pozos se prevern las cadas por el cazo o almeja, las cadas de material; las reas de carga estarn protegidas durante la carga; estarn controlados los movimientos de la almeja, etc.

Durante la elevacin en pozos se cuidarn las oscilaciones o cadas de la carga y se dispondrn reas protegidas de las cadas.

Los vertederos estarn bien explotados y organizados y debidamente iluminados en caso de trabajo nocturno.

Se cuidar el tratamiento ambiental de los vertederos y escombreras de acuerdo con lo definido en el estudio de impacto ambiental, en el proyecto de construccin y en el plan de tratamiento medioambiental incluido en la Memoria de construccin.

IV.7.5 Sostenimiento.-Teniendo en cuenta la operatividad que se espera del sostenimiento, ste podr ser provisional o definitivo.

Se deber controlar el comportamiento del sostenimiento, tanto visualmente, como mediante el auxilio de la auscultacin, para poder actuar ante circunstancias indeseadas (prdidas de glibo, reducciones de la capacidad resistente, etc).

Para la colocacin del sostenimiento se emplearn equipos y medios adecuados que eviten el riesgo de los operarios, especialmente en el caso de que tengan que trabajar inicialmente desprotegidos.

El manejo de los materiales se har con maquinaria adecuada o adaptada a tal fin, evitando la utilizacin de equipos especficos para otros trabajos. Si se emplean medios fijos tales como andamios, se tomarn precauciones frente a posibles desprendimientos.

Salvo justificacin en contrario se emplearn brazos o equipos mecnicos para gunitar, con el objeto de reducir los riesgos y mejorar la calidad de obra terminada. Los andamios para trabajos en altura debern ser amplios y estar provistos, al menos, de barandilla y rodapi.

En el proceso de ejecucin del sostenimiento se tendrn en cuenta, entre otras, las precauciones siguientes desde el punto de vista de la seguridad:

En el saneo mecnico: Los desprendimientos de rocas; las cadas, etc.

En el saneo manual: Los desprendimientos de roca, las cadas; se procurar trabajar desde zonas protegidas, usar plataformas de trabajo y definir las zonas de trabajo de riesgo.

En el uso de mallazos: Las cadas; las heridas por bordes cortantes; se utilizarn plataformas de trabajo; guantes; se definirn las zonas de trabajo de riesgo.

En el uso de cerchas metlicas: Los golpes fuertes; cadas; se emplearn plataformas de trabajo, etc.

En el uso de bulones de anclaje: Las cadas; se emplearn plataformas de trabajo.

En la aplicacin de hormigones proyectados se tendrn en cuenta:

En general (cadas; polvo; material de rebote; empleo de plataformas de trabajo; iluminacin adecuada; empleo de robots de proyeccin; uso obligado de mscaras de proteccin).

Robots de proyeccin (cadas o aplastamiento; material de rebotes; zonas de trabajo de riesgo; mscara de proteccin).

Proyeccin manual (daos en la piel, ojos y sistema respiratorio; silicosis; equipo a prueba de polvo; aditivos en forma lquida; gafas y mscaras protectoras; guantes y traje adecuado).

En el uso de gunitadoras se tendrn en cuenta:

Mantenimiento (arranque accidental de la mquina; desconexin de la alimentacin de la mquina, tanto elctrica como neumtica).

Supresin de atascos en las tuberas (golpes de las mangueras o proyeccin de material; zonas de proyeccin de riesgo; contacto visual del operador).

IV.7.6 Revestimiento.-El movimiento de encofrados metlicos para revestimientos de hormign debe ser lento y seguro, para evitar atrapamientos por los grandes pesos y volmenes.

Los encofrados deben disponer de barandillas que permitan el acceso fcil y seguro a los distintos puntos de la seccin.

La elevacin del hormign por los hastiales del encofrado deber ser homognea (llenado simultneo por ambos lados); las ventanas debern estar suficientemente prximas y adecuadamente distribuidas, de forma que permitan seguir la elevacin del hormign.

Asimismo, se deber controlar la aparicin de fisuras en los mdulos del revestimiento, evaluando su importancia y actuando en consecuencia. A tales efectos se fijar previamente la fisuracin mxima admisible.

Deber tenerse en cuenta que el desencofrado prematuro de los mdulos puede llegar a producir el desprendimiento de las bvedas. Por tal circunstancia deber determinarse, previamente, el tiempo mnimo de espera para desencofrar cada unidad hormigonada, en funcin de su importancia estructural y de las caractersticas del hormign utilizado.

IV.7.7 Construccin con mquinas integrales.-La mquina y equipos deben disponer de elementos adecuadamente dispuestos que permitan el acceso seguro a las diferentes partes de la mquina, tanto cuando est operando como para su conservacin.

Las partes mviles de la mquina debern estar protegidas para evitar atrapamientos cuando estn operando.

Se avisar mediante sistemas acsticos y/o luminosos la puesta en marcha de elementos mviles de la mquina, disponiendo de tiempo suficiente para que los operarios puedan protegerse del riesgo que estos elementos mviles pueden producir.

Debe vigilarse el comportamiento del terreno y definir y colocar la entibacin adecuada en las mquinas integrales para evitar desprendimientos de bveda y hastiales, tanto al quedar libre el terreno por el paso de la coraza o espadines, como a lo largo del tnel excavado.

Los operarios no implicados directamente en la actividad de colocacin del sostenimiento provisional o revestimiento con dovelas, deben permanecer fuera del alcance de los elementos o sistemas de colocacin para evitar golpes.

Las zonas de trabajo deben estar iluminadas.

La ventilacin debe ser suficiente para mantener un ambiente adecuado de trabajo en el frente, especialmente en pequeas secciones, donde la temperatura es elevada.

Los elementos de proteccin personal son especialmente obligatorios para evitar efectos de golpes, cortes o atrapamientos.

En la colocacin de dovelas prefabricadas se evitarn los golpes fuertes y los aplastamientos.

IV.8 Prevencin de riesgos laborales

Las especificaciones de este apartado se entendern sin perjuicio de lo dispuesto en la Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de Prevencin de Riesgos Laborales, y en el Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, por el que se establecen disposiciones mnimas de seguridad y de salud en las obras de construccin.

Debe establecerse una buena organizacin, limpieza y orden en los tajos, para eliminar riesgos.

Los tajos deben estar bien iluminados y sealizados, especialmente cuando los trabajos sean peligrosos o sea frecuente el paso de maquinaria. El rgimen interno de cada obra fijar las zonas y medidas a aplicar en cada caso.

Se deben emplear equipos (mquinas y medios) insonorizados, de forma que se mantenga el nivel de ruido admisible, tanto en interior como exterior de los tneles, muy especialmente en zonas urbanas o trabajos nocturnos. Se debe realizar una comprobacin peridica.

Es conveniente la seleccin y formacin del personal que permita dotarles de carn de especialista despus de un examen realizado por un organismo oficial u oficialmente acreditado.

Se establecer una comunicacin del frente de trabajo o tajos especialmente peligrosos con algn centro situado en el exterior que permita la actuacin inmediata frente a accidentes. Se dispondr de equipos de comunicacin normal y de emergencia.

Se debe preparar y actualizar peridicamente un plan de actuacin frente a situaciones de emergencia producidas por accidentes: Definiendo la persona responsable, los equipos de salvamento, las normas de primeros auxilios, el telfono de centro de asistencia, etc.

Se adoptarn, adems, las siguientes medidas:

IV.8.1 Accesos y transporte (exterior e interior de la obra subterrnea).-Conservacin de caminos de acceso a las bocas.

Sealizacin de trfico interior: Semforos, indicadores, etc.

Diferenciacin entre zonas de circulacin de mquinas y personal si la seccin lo permite.

Utilizacin de pasillos peatonales sealizados sobre la propia solera o con pasarelas montadas expresamente sobre el nivel del suelo con sus respectivas barandillas.

Disposicin de refugios sealizados en tneles de pequea seccin.

Utilizacin de ropas o distintivos luminosos que permitan identificar a los peatones.

El Plan de seguridad y salud en el trabajo debe definir las disposiciones particulares para circulacin de personas y mquinas.

IV.8.2 Transporte de personal.-En el transporte sobre neumticos: Prevencin de arrollamiento por vehculos en movimiento; camino especial para personal; nichos de refugio; ropas visibles y reflectantes; sistema adecuado de seales, etc.

En el transporte sobre va: Prevencin de arrollamiento por vehculos en movimiento; pasarelas de peatones; locomotoras en cabeza con luces frontales y claxon; vagones de transporte de personal; doble va, si es posible, etc.

En el transporte por pozos: Cadas de objetos o materiales; cadas de cestas; escaleras protegidas con plataformas intermedias; cables antigiratorios; guas fijas para las cestas; elevador de cangilones u otros, etc.

TTULO V Criterios bsicos para las instalaciones definitivas y la explotacin

V.1 Consideraciones generales La explotacin de un tnel de carretera exige la implantacin de una serie de instalaciones que aseguren el adecuado nivel de servicio y seguridad, tanto en rgimen normal como en circunstancias excepcionales (accidentes, incendio...).

Para asegurar un buen servicio ser preciso considerar las circunstancias especficas de este tipo de obras:

Espacio limitado a la seccin transversal.

Mayor incidencia que a cielo abierto, de cualquier accidente, incendio o avera.

Efectos psicolgicos que pueden derivarse sobre el conductor: Claustrofobia, adormecimiento, etc.

Reacciones mal conocidas del usuario en caso de incidencias graves.

Cambio de condiciones ambientales y fsicas a las entradas y salidas del tnel (seccin, luz, efecto pared, aire...).

El Proyectista deber tener en cuenta dichas circunstancias desde el inicio de los estudios previos, con objeto de proceder a su mejor resolucin a lo largo de las distintas etapas del proyecto.

En un tnel ferroviario los efectos psicolgicos sobre el conductor quedan eliminados y los cambios de condiciones ambientales y fsicas a la entrada y salida del tnel afectan mnimamente a la seguridad. En contraposicin el efecto pistn y un anormal calentamiento de las estructuras pueden alterar el nivel de seguridad y confort del pasajero.

V.2 Tneles de carretera

La explotacin de un tnel de carretera exige unos niveles de operatividad o servicio y de seguridad para el usuario del mismo rango, al menos, que el existente para el resto del trazado.

Al discurrir el trfico por un espacio cerrado y de reducidas dimensiones, con el riesgo que ello lleva implcito para el conductor (o eventualmente el peatn), se hace necesario habilitar el tnel con una serie de instalaciones fijas que permitan reducir el riesgo de accidente o incendio, a niveles aceptables o aceptados por la sociedad.

Este riesgo por otro lado debe ser equivalente para cualquier tnel, independientemente de su trfico, dimensiones o trazado.

Las siguientes especificaciones tienen por objeto fijar las condiciones mnimas que deben tener las instalaciones fijas de un tnel de carretera para que el nivel de seguridad y riesgo que se va a asumir est en consonancia con los criterios adoptados para el resto del trazado.

V.2.1 Sistemas de explotacin. Criterios de clasificacin.-Existen diversos sistemas de explotacin que dependen, fundamentalmente, de los siguientes factores:

Trfico (frecuencia y tipo).

Longitud.

Trazado.

Seccin tipo (uni o bidireccional).

Ubicacin (urbano, semiurbano, bajo agua...).

Condiciones medioambientales.

Revestimiento.

Tipo de propiedad (concesin administrativa, Administracin).

Condiciones legales.

El anlisis e integracin de todos estos parmetros en el proyecto proporcionar el tipo o sistema de explotacin.

Estos sistemas se pueden clasificar en tres niveles:

Nivel III: Tneles cortos o de poco trfico que no requieren de ningn tipo de instalacin especfica.

Nivel II: Tneles que van a exigir un cierto tipo de instalaciones y de vigilancia particular con respecto al resto del trazado donde estn inscritos (tneles de montaa de mediana longitud).

Nivel I: Tneles en los que por sus especiales condiciones, se va a necesitar una organizacin especfica permanente para el control y vigilancia de sus instalaciones (tneles de autopista, urbanos, etc.). Estos tneles dispondrn de una sala de control donde se recoger y tratar toda la informacin proveniente de las diversas instalaciones del tnel.

Para los tneles de nivel I y II ser preceptiva la redaccin de un Manual de Explotacin.

V.2.2 Instalaciones fijas.-El proyecto de las instalaciones de un tnel se puede descomponer en los siguientes apartados:

1. Suministro de energa.

2. Sistemas de control.

3. Ventilacin.

4. Alumbrado.

5. Salidas de emergencia. Refugios.

6. Incendios. Deteccin. Sistemas de extincin.

7. Control de trfico y circulacin.

8. Comunicaciones.

9. Sealizacin y balizamiento.

10. Obra civil.

11. Manual de Explotacin.

V.2.2.1 Suministro de energa.-El suministro de energa para el funcionamiento de las instalaciones deber ser adecuado a su nivel.

En tneles de nivel I habr que prever el doble abastecimiento y la instalacin de generadores de emergencia, as como un sistema de alimentacin ininterrumpida (SAI) que cubra el servicio hasta el funcionamiento de los generadores.

V.2.2.2 Sistema de control.-Los tneles de nivel I dispondrn de un centro de control que recoger toda la informacin procedente de las instalaciones fijas.

Deber preverse un sistema que garantice las funciones vitales de ventilacin, extincin de incendios y energa de emergencia en el caso de que fallara el sistema de control.

El sistema de control deber ser permanente con mando automtico y/o manual, segn los casos.

V.2.2.3 Ventilacin.-El estudio de la ventilacin en un tnel de carretera tendr como fin reducir a lmites aceptables la concentracin de gases txicos y humos expulsados por los vehculos que circulen por el interior del tnel, teniendo en cuenta los parmetros de xidos de carbono y los humos provenientes de los motores diesel que afectan a la visibilidad dentro del tnel.

La cantidad y composicin de estos gases y humos varan sensiblemente en funcin de diversos parmetros, que habr que tener en cuenta en el momento de disear el tnel. Entre otros:

Pendiente (en el tnel y en los accesos).

Altura o nivel sobre el mar.

Composicin del trfico.

Fluidez del trfico.

Sern las condiciones del tnel y del trfico a soportar las que determinen el sistema de ventilacin artificial ms adecuado para cada caso, siendo conveniente que se le dote del correspondiente sistema de automatismo.

Otros criterios para la eleccin del sistema van a ser el entorno y/o afeccin del medio ambiente y el coste, de instalacin y explotacin, del sistema.

La necesidad de ventilacin de un tnel a partir de una determinada longitud quedar fijada de acuerdo con el cuadro adjunto.

Modo Trfico Longuitud

Metros

Unidireccional................ Alto....................................> 300

........................................Medio...............................> 500

........................................Bajo >.............................. 1.000

Bidireccional....................Alto.................................. > 100

.........................................Medio............................. > 200

.........................................Bajo................................ > 300

En tneles ferroviarios con elevado trfico de viajeros (por ejemplo en lneas de cercanas), se deber justificar la necesidad o no de instalacin de ventilacin, siendo conveniente, en su caso, que vaya dotada de un sistema de automatismo arranque-parada.

El estudio de la ventilacin del tnel tendr en cuenta la posibilidad de actuacin en caso de incendios en el interior.

V.2.2.4 Alumbrado.-El alumbrado de un tnel se justifica fundamentalmente por razones de seguridad.

El conductor debe verse mnimamente afectado al pasar de un espacio abierto, iluminado (aire libre) a otro oscuro (tnel) y viceversa.

Estos cambios bruscos de luminosidad afectan negativamente a la retina del ojo y deben ser evitados o al menos reducidos a lmites tolerables. La transicin debe ser gradual, para lo que se fijan habitualmente unas zonas de transicin a las entradas y salidas del tnel de diferente graduacin lumnica, con objeto de conseguir una mejor adaptacin del ojo del conductor.

El proyecto debe fijar los niveles mnimos de iluminacin en la parte central del tnel y en las zonas de transicin.

El siguiente cuadro recoge la necesidad de alumbrado de un tnel en determinadas condiciones de trfico (unidireccional o bidireccional), intensidad (alto, medio y bajo), y longitud que se tendr en cuenta salvo justificacin razonada.

Modo Trfico Longitud

Metros

Unidireccional..........Alto...........................> 100

.................................Medio..................... > 500

.................................Bajo............................ No

Bidireccional.............Alto............................> 50

..................................Medio................. > 200

..................................Bajo................... > 1.000

V.2.2.5 Salidas de emergencia. Refugios.-Un tnel carretero a partir de los 2.000 metros debe disponer de salidas de emergencia para utilizar en caso de accidente grave, incendio o vertido de materias peligrosas.

En tneles de montaa esta salida ser la propia galera de servicios que en muchas ocasiones ha sido necesario construir con el tnel por razones de reconocimiento del terreno, constructivas y/o de ayuda a la explotacin.

En tneles urbanos con baja cobertura, se estudiar la conveniencia de habilitar pozos de servicio, distanciados convenientemente y con salida directa a la va pblica.

Una alternativa a la galera de servicios podr ser la habilitacin de refugios adosados a los hastiales del tnel, con suficiente capacidad y dotados de los medios de sobrevivencia necesarios (agua, aire, luz, telecomunicacin...).

En el diseo de las salidas de emergencia habr que tener en cuenta muy especialmente los efectos psicolgicos que se derivan en la persona por el hecho de haber sufrido un accidente o ser vctima de un incendio en el interior de un tnel. Los esquemas de sealizacin y comunicacin debern ser muy claros y su aparellaje suficientemente resistente al choque o fuego.

V.2.2.6 Incendio. Deteccin y extincin.-El tnel deber estar equipado con los sistemas de deteccin y extincin de incendios que mejor se adapten a sus caractersticas.

El proyecto deber recoger esta eventualidad y analizarla con todo detalle para incorporar en el diseo de las instalaciones, especialmente en el de la ventilacin, los medios necesarios para evitar o al menos reducir al mximo los efectos que pueda producir el incendio.

El Manual de Explotacin recoger de forma pormenorizada las sucesivas actuaciones que ser necesario acometer en el caso de incendio y las medidas permanentes de mantenimiento y conservacin para que el sistema en su conjunto (ventiladores, detectores de fuego, tuberas, sistemas de comunicacin, etc.), est siempre en condiciones de servicio.

V.2.2.7 Control del trfico y circulacin.-Los tneles en los que, por razones de su longitud, intensidad de trfico o alguna otra razn que lo justifique, fuera necesario conocer en cada instante el trfico que circula por su interior y en sus accesos, habrn de equiparse adecuadamente para este fin, estudindose y eligindose los diversos tipos de equipamiento que aislados o combinados pueden servir a estos efectos:

Circuito cerrado de televisin (CCTV) conectado al centro de control.

Equipos de sealizacin (semforos, barreras, paneles alfanumricos, etc., accionables a control remoto), para regular el trfico en caso de accidente, y equipamientos fijos para evitar la entrada de vehculos no deseados en razn de su glibo, tipo de carga, etc.

Sistemas para la ordenacin del trfico despus de un accidente o incendio, en coordinacin con los planes de emergencia.

Otros aspectos a tener en cuenta a la hora de controlar y regular la circulacin dentro del tnel son:

Aforadores de trfico, por bucle magntico.

Nichos o refugios para la proteccin de peatones o personal de mantenimiento.

Anchurones dentro del tnel para paradas de vehculos, zona de maniobras...

Galeras transversales conectando los tneles, en caso de separacin de trfico.

V.2.2.8 Comunicaciones.-Tanto en rgimen normal como en el caso de accidente o incidente grave es importante disponer de un sistema de comunicacin entre el usuario del tnel y el centro de control, entre este ltimo y el titular de la obra, y de ste con los servicios exteriores (bomberos, polica de trfico...).

Existen diversos sistemas:

Radiotransmisin y recepcin.

Altavoces.

Intercomunicacin.

Telfono (lnea directa).

Habr que incluir en el proyecto los ms adecuados para cada caso, incorporando su utilizacin, manejo y conservacin al Manual de Explotacin.

V.2.2.9 Sealizacin y balizamiento.-Aparte de la sealizacin especfica en caso de incidencias, ya definida en el apartado V.2.2.7, el tnel deber disponer de una sealizacin en su interior y en los accesos, que informe adecuadamente y en cada momento al usuario que circula por el tnel, de los aspectos que ste debe conocer para garantizar la mxima seguridad en la circulacin.

Asimismo y segn los casos, se dispondr de sistemas de balizamiento, fijos o mviles, para regular la circulacin, cuando las condiciones del trfico lo requiriesen.

Todas estas instalaciones debern justificarse en el proyecto y su funcionamiento vendr recogido en el Manual de Explotacin.

V.2.2.10 Obra civil y auscultacin.-Estructuras de hormign:

El fuego, en caso de incendio, y el agua de infiltracin son los dos agentes que ms pueden afectar a la durabilidad de una obra subterrnea de hormign (revestimiento, falsos techos...). El proyecto deber analizar estos aspectos y prever en su caso las medidas protectoras ms adecuadas. En fase de explotacin se proceder a inspecciones permanentes para actuar preventivamente en caso de necesidad.

Revestimiento de hormign proyectado:

Si el tnel no dispone de un revestimiento rgido, debern instalarse secciones de auscultacin permanente en algunas zonas del tnel. En este caso, el Manual de Explotacin definir el tipo y frecuencia de las medidas a realizar.

Hastiales y pavimentos:

Su conservacin y mantenimiento se regir de acuerdo con los criterios generales aplicables a este tipo de obra. El Manual de Explotacin recoger la frecuencia de lavado y limpieza de estas unidades de obra especialmente en aquellos casos en que su grado de luminosidad afecte a la visibilidad dentro del tnel.

V.2.3 Manual de Explotacin.-Los tneles que por razn de su importancia (niveles I y II) van a disponer de una serie de instalaciones fijas para su buen funcionamiento y mxima garanta de seguridad, debern disponer de unos equipos y medios para su correcta explotacin. La estructura de estos medios debe ser analizada y valorada en la fase de proyecto y su coste debe integrarse en el presupuesto general de la obra.

Las funciones principales son:

Control de la circulacin.

Mantenimiento de las instalaciones y de la obra civil.

Actuacin en caso de emergencia.

Parte de estas tareas son permanentes (control de la circulacin y mantenimiento de las instalaciones fijas).

El resto sern peridicas o puntuales.

Tanto unas como otras se regirn por el Manual de Explotacin, cuyos trminos de referencia estarn recogidos en el proyecto y sern los que sirvan de base para el diseo de la estructura organizativa: Personal, locales y medios materiales con su correspondiente valoracin a lo largo del tiempo.

El Manual de Explotacin contemplar las limitaciones a imponer, en su caso, al trfico de mercancas peligrosas en general, sin perjuicio de lo establecido en la legislacin vigente sobre la materia.

V.3 Tneles ferroviarios

La explotacin de un tnel ferroviario para uso civil exige unos niveles de servicio y de seguridad para el usuario del mismo rango al menos de los que existen en el resto del trazado.

Al discurrir el trfico por un espacio cerrado y de reducidas dimensiones con el riesgo que ello lleva implcito para los pasajeros, conductor y eventualmente el peatn, se hace necesario habilitar el tnel con una serie de instalaciones fijas que permitan reducir el riesgo de accidentes o incendios a niveles aceptables.

Las siguientes especificaciones tienen por objeto fijar las condiciones mnimas que deben tener las instalaciones fijas de un tnel ferroviario para que el nivel de seguridad y riesgo que se va a asumir est en consonancia con los criterios adoptados en el resto del trazado.

V.3.1 Sistemas de explotacin. Criterios de seleccin.-Existen diversos sistemas de explotacin que dependen, entre otros, de los siguientes factores: Tipo y frecuencia del trfico, caractersticas geomtricas del tnel, seccin tipo (uni o bidireccional), condiciones medioambientales y tipo de administracin.

El anlisis e integracin de todos estos parmetros en el proyecto, conducir al tipo o sistema de explotacin.

Estos sistemas se clasifican en tres niveles:

Nivel III: Tneles cortos o de poco trfico, que no requieren de ningn tipo de instalacin especfica.

Nivel II: Tneles que van a exigir un cierto tipo de instalaciones y de vigilancia particular con respecto al resto del trazado donde estn inscritos.

Nivel I: Tneles en los que por sus especiales condiciones van a necesitar una organizacin especfica permanente para el control y vigilancia de sus instalaciones.

Estos tneles dispondrn de una sala de control donde se recoger y explotar toda la informacin proveniente de las diversas instalaciones del tnel.

Los tneles de los niveles I y II debern tener el correspondiente Manual de Explotacin.

V.3.2 Instalaciones fijas.-El proyecto de las instalaciones de un tnel ferroviario debe abarcar los siguientes conceptos:

1. Suministro de energa.

2. Sistema de control.

3. Ventilacin.

4. Alumbrado.

5. Salidas de emergencia.

6. Incendio. Deteccin y extincin.

7. Efecto pistn y calentamiento.

8. Equipamientos: Va, sealizacin, comunicaciones, traccin elctrica, puesta a tierra, drenaje.

9. Seguridad. Medidas preventivas.

10. Manual de Explotacin.

V.3.2.1 Suministro de energa.-El suministro de energa para el funcionamiento de las instalaciones debe garantizar su fiabilidad. Se estudiar la conveniencia de recurrir a un doble abastecimiento en el tnel de nivel I y a un sistema de emergencia a travs de generadores.

V.3.2.2 Sistema de control.-En los tneles de nivel I con sala de control, se habilitar un sistema especial que permita garantizar las funciones vitales que deben seguir actuando aunque falle el sistema bsico. Estas funciones son:

Ventilacin.

Extincin de incendios.

Energa de emergencia.

V.3.2.3 Ventilacin.-La ventilacin de un tnel ferroviario tiene como objetivos bsicos:

a) Mantener la atmsfera del tnel en las adecuadas condiciones de temperatura e higrometra para los pasajeros del tren y para el personal de explotacin.

b) Evacuar los humos procedentes de un incendio en el menor tiempo posible.

En el proyecto se estudiar la necesidad del sistema de ventilacin segn sea la longitud del tnel y las condiciones del trfico ferroviario.

En su caso, el proyecto incluir, asimismo, los medidores de estos parmetros y el sistema de transmisin de informacin.

V.3.2.4 Alumbrado.-Cuando la importancia del tnel lo requiera, se disear un sistema de alumbrado, con una disposicin de puntos luz que garantice:

Un nivel mnimo de iluminacin.

Un adecuado grado de uniformidad tanto longitudinal como transversal.

El Manual de Explotacin recoger su conservacin y mantenimiento. Slo en tneles de nivel I, se proyectar un sistema de alumbrado de emergencia, servido por bateras independientes.

V.3.2.5 Salidas de emergencia y refugios.-Un tnel ferroviario, de nivel I, deber disponer de salidas de emergencia para utilizar por los usuarios en caso de accidentes graves o incendio.

En tneles de montaa o subacuticos, esta salida ser la propia galera de servicio que en muchas ocasiones ha sido preciso construir con el tnel por razones de reconocimiento del terreno, constructivas y/o ayuda a la explotacin.

Una alternativa a la galera de servicios ser la habilitacin de refugios adosados a los hastiales del tnel, con suficiente capacidad y dotados de los medios de supervivencia necesarios (agua, aire, luz, telecomunicacin...).

En tneles urbanos o de baja cobertura debern habilitarse pozos de servicio distanciados convenientemente y con salida directa al aire libre.

En cualquiera de los casos, en el diseo de estas salidas de emergencia, habr que tener muy en cuenta las reacciones un tanto imprevisibles de las personas que acaban de sufrir el accidente por lo que los sistemas de sealizacin y comunicacin deben ser muy claros e inmunes al fuego o el impacto.

V.3.2.6 Incendio.-El tnel deber estar equipado con los sistemas de deteccin y extincin que mejor se adapten a sus caractersticas.

El proyecto deber recoger esta eventualidad y analizarla con todo detalle para incorporar en el proyecto de las instalaciones, especialmente en el de ventilacin, los medios necesarios para evitar o al menos reducir al mximo los efectos que pueda producir el incendio (por ejemplo: Incombustibilidad de los materiales).

El Manual de Explotacin recoger de forma pormenorizada las sucesivas actuaciones que ser necesario acometer en caso de incendio y las medidas permanentes de mantenimiento y conservacin para que el sistema en su conjunto (ventilacin, detectores de fuego, sistemas de comunicacin, etc.), est siempre en condiciones de servicio.

V.3.2.7 Calentamiento.-La mayor parte de la energa de traccin de los trenes que circulan por el tnel se disipa en forma de calor. Habr que calcular los niveles mximos de temperatura en cada caso, para determinar si se hace necesario el diseo e instalacin de algn sistema de enfriamiento artificial en el tnel.

V.3.2.8 Equipamientos.-Dentro de este apartado se incluyen entre otros los siguientes equipamientos:

Va.

Sealizacin y balizamiento.

Telecomunicaciones.

Instalacin de traccin elctrica.

Telemandos y telecontroles.

Drenaje.

Puesta a tierra.

Conductos de recogida de vertidos txicos o inflamables.

Todos estos conceptos sern objeto de estudio y se incluirn en el proyecto de instalaciones en un nivel proporcional al de la categora del tnel.

El Manual de Explotacin recoger el uso, conservacin y mantenimiento de cada uno de estos equipamientos del tnel.

V.3.2.9 Seguridad. Medidas preventivas.-Para asegurar la mxima seguridad de los viajeros en caso de incidencia grave (accidente, incendio...), hay que actuar desde el proyecto, incluyendo en dicho concepto aspectos propios de la explotacin como pueden ser el tipo de material rodante, la composicin y frecuencia de los trenes, el distanciamiento entre ellos y otra serie de aspectos relacionados directamente con la explotacin.

El sistema operativo durante la explotacin deber estar reflejado en el correspondiente documento del proyecto e incorporado en su momento al Manual de Explotacin.

V.3.2.10 Obra civil.-Ser de aplicacin el contenido del apartado V.2.2.10 relativo a tneles de carretera.

V.3.2.11 Manual de Explotacin.-Los tneles que por razn de su importancia (niveles I y II) van a disponer de una serie de instalaciones fijas para su buen funcionamiento y mxima garanta de seguridad, debern contar con equipos y medios para su correcta explotacin. La estructura y composicin de estos medios debe ser analizada y valorada en fase de proyecto y su coste debe integrarse en el presupuesto general de la obra.

Las funciones principales son:

Control del trfico ferroviario Mantenimiento de las instalaciones y de la obra civil.

Actuacin en caso de accidente ferroviario.

Parte de estas tareas son permanentes: Control de trfico y mantenimiento de las instalaciones. El resto sern peridicas o puntuales.

Tanto unas como otras se regirn por el Manual de Explotacin, cuyos trminos de referencia estarn recogidos en el proyecto y servirn para el diseo de la estructura organizativa: Personal, locales y medios materiales con su correspondiente valoracin a lo largo del tiempo.

Análisis

  • Rango: Orden
  • Fecha de disposición: 19/11/1998
  • Fecha de publicación: 01/12/1998
  • Entrada en vigor: 2 de diciembre de 1998.
Referencias posteriores

Criterio de ordenación:

  • SE DECLARA nula de pleno derecho, por Sentencia de TS de 20 de enero de 2005 (Ref. BOE-A-2005-9210).
Referencias anteriores
Materias
  • Obras
  • Transportes terrestres

subir

Agencia Estatal Boletín Oficial del Estado

Avda. de Manoteras, 54 - 28050 Madrid