Agencia Estatal Boletín Oficial del Estado

Ministerio de la Presidencia Agencia Estatal Boletín Oficial del Estado

Está Vd. en

Documento BOE-A-1941-840

Ley de Bases de Ordenacin Ferroviaria y de los Transportes por carretera de 24 de enero de 1941.

TEXTO

Iniciado el rgimen ferroviario en Espaa, de modo anlogo al de la mayor parte de los pases europeos, por medio de concesiones temporales a Empresas privadas, se evidenciaron en el transcurso del tiempo algunos defectos congnitos, aumentados despus por las influencias de ambientes perturbadores, polticos y sociales, y son, principalmente, los motivos que pueden sealarse, la incapacidad econmica de la Empresa privada en perodo avanzado del plazo de concesin; el desequilibrio econmico por imposibilidad de sobrepasar los lmites de tarificacin fijados en circunstancias muy diferentes a las de la poca de su aplicacin; la pluralidad de Compaas con defectuosa agrupacin de lneas sin relacin con las necesidades geogrfico-comerciales; y la confusa situacin determinada por la aplicacin incompleta de disposiciones oficiales fundamentales.

A esta serie de causas del deficiente sistema ferroviario espaol, vienen a unirse otras que acrecientan su imperfeccin y que se iniciaron cuando con motivo de la anterior guerra europea se produjeron profundas alteraciones en el orden econmico, y posteriormente, con el desarrollo de los transportes por carretera, que entablan al ferrocarril competencia desigual.

Al presente, las cuantiosas aportaciones efectuadas por el Estado en el transcurso de varios aos, por conceptos distintos y variables, la situacin econmica en que se encuentran las Compaas, las condiciones precarias en que se desenvuelve el trfico, y la desordenada y arbitraria concesin de numerosas lneas de transportes por carretera, hacen indispensable que por el Gobierno se aborde el problema de un modo general, atemperando la situacin al nuevo sistema de cosas que el triunfante Movimiento Nacional ha instaurado.

Ya en el pliego de condiciones aprobado por Real Orden de treinta y uno de diciembre de mil ochocientos cuarenta y cuatro, primera en el orden de nuestra legislacin ferroviaria, se prev el rescate de las lneas por el Estado afirmndose un criterio de supremo inters estatal, que ligado con la ms escrupulosa justicia, fue ratificado fundamentalmente en cuanto a las condiciones de temporalidad y rescate en la Ley de mil ochocientos cincuenta y cinco: condiciones reiteradamente impuestas en el pliego de condiciones a cuyo tenor, y al amparo de la Ley de mil ochocientos setenta y siete, se otorg una gran parte de las concesiones vigentes; y promulgada de nuevo en la de doce de julio de mil novecientos veinticuatro, constitutiva de un Estatuto, en el que, al cabo de profundos estudios y amplias consultas a cuantos intereses dispares y aun contrapuestos, pugnaban en su solucin, hubo de llegarse a un trmino de equidad que mereci la aquiescencia de las Compaas. nicamente se prescindi de la concesin temporal y, por consiguiente, de la facultad de rescate por el Gobierno, en las concesiones del pequeo nmero de lneas concedidas de acuerdo con la aplicacin de la Ley promulgada en el turbulento perodo de mil ochocientos sesenta y ocho; pero aun esas mismas de ancho normal correspondientes a esa poca, acabaron sometindose a ambas condiciones de temporalidad y rescate por consecuencia del mencionado Estatuto ferroviario, cuya virtualidad no puede ser olvidada en las decisiones de este Gobierno.

Decidido por el Gobierno el rescate de todas las lneas frreas de ancho normal, en vista de las razones primeramente apuntadas, singularmente del lamentable servicio que el pblico padece, y la carencia de capacidad econmica de las Compaas para realizar la transformacin que los adelantos tcnicos imponen, se hace preciso dictar las bases de su ordenacin, que a un mismo tiempo atiendan al legtimo inters de las Compaas y respeten el ms alto y supremo inters del Estado, nunca tan sealado como en este servicio radicalmente ligado a las ms graves exigencias nacionales. Pero el Estatuto de mil novecientos veinticuatro, aunque fundamentalmente respetado en su espritu, no sera posible practicarlo de un modo literal respecto de alguna de sus determinaciones sin evidente agravio a los trminos de equidad en que el Gobierno inspira escrupulosamente su dictado. No slo porque previsto en dicho Estatuto el plazo de los cinco ltimos aos anteriores al rescate como base del promedio para la determinacin de los productos del trfico, podra su aplicacin resultar sobradamente gravosa al inters de las Compaas, dada su coincidencia con los aos afectados por la revolucin, y muy inferiores en el beneficio a los normales, los cinco aos anteriores, sino tambin por la dificultad de determinar el trmino de la anualidad del rescate representativo del incremento posible de utilidades y el plazo medio de reversin de las concesiones, dada la carencia de ordenadas estadsticas, razones que aun perjudican en cuanto al precio de la reversin, eI propio derecho consagrado en el referido Estatuto, el Gobierno se ha credo en el caso de considerar aumentado el nmero de las anualidades base del clculo, con el propsito de que su resolucin se acomode a los trminos de la ms exacta justicia.

En consecuencia, sujetndose al espritu de las Leyes bsicas de ferrocarriles promulgadas anteriormente, por la presente, se trata de resolver de modo general, equitativo y expedito, tan complejo problema, incluso en su explotacin en lo sucesivo por el Estado, pero huyendo de las normas rgidas de la Administracin pblica que podran retrasar este rgano vital de la Nacin, por cuyo motivo se considera necesario dotarla de la flexibilidad y rapidez, que se lograra por una Empresa industrial, con las mismas caractersticas que las actividades comerciales de la industria privada y con toda la responsabilidad que compete a los gestores.

A fin de ordenar de un modo completo todo lo que a transportes terrestres se refiere, conviene marcar normas generales para los ferrocarriles de va estrecha y para los transportes por carretera. Sin descartar la posibilidad de que los ferrocarriles de ancho inferior al normal pudieran algn da rescatarse por el Estado, se ordena su explotacin por medio de Federaciones voluntarias de las actuales Empresas, que, sin perder su carcter, unifiquen el material, as como las tarifas y condiciones de explotacin. De modo anlogo y con el mismo fin de evitar nocivas competencias, se hace una ordenacin de los transportes carreteros, encauzando el trfico de las Empresas dentro de normas uniformes y de concesiones legales que aumenten la capacidad financiera de ellas.

En virtud de lo expuesto,

DISPONGO:

CAPTULO PRIMERO
Ferrocarriles de va de ancho normal
Base primera.

Para todas las lneas frreas espaolas de ancho normal, de servicio y uso pblico, explotadas por Compaas concesionarias, cualquiera que sea la fecha de vencimiento de la concesin, se adelanta al da primero de febrero de mil novecientos cuarenta y uno la consolidacin de la plena propiedad por el Estado, entrando ste el indicado da en el goce de dichos ferrocarriles.

Base segunda.

El rescate comprende las concesiones, metlico y valores, lneas, terrenos, edificios, obras, oficinas con sus ajuares, talleres con sus mquinas e instrumentos, materiales, acopios, contratos de suministro, productos y derechos de otra ndole, incluso concesiones de transporte por carretera obtenidas por ser la Empresa concesionaria del ferrocarril, o sea, cuanto constituya el valor real del establecimiento del concesionario, sin ms exenciones que: a), las concesiones y labores mineras que pertenezcan a la Empresa, aunque los productos de sus labores se consuman en los ferrocarriles; b), las reservas en metlico o valores, siempre que se compruebe haberlas constituido con beneficios no repartidos; c), los terrenos declarados sobrantes y otras propiedades y derechos del concesionario, no relacionados con la explotacin, siempre que no los hubiera obtenido por expropiacin forzosa, o que fuesen del Estado o de dominio pblico antes de la concesin, y d), el metlico afecto a la explotacin e incluido en el valor real de establecimiento al iniciarse el rgimen condicionado por el Real Decreto-ley de doce de julio de mil novecientos veinticuatro, si la Empresa, al ingresar en l, hubiera aceptado que su importe no figure en el capital sujeto a amortizacin.

El rescate se llevar a cabo mediante el abono al concesionario por el Estado desde primero de febrero de mil novecientos cuarenta y uno, de un nmero de anualidades igual al de aos que fije el plazo medio de reversin de las concesiones de una misma Compaa. El plazo medio de reversin ser el cociente de la suma de los productos de la longitud de cada lnea concedida por el nmero de aos que falten para el vencimiento de la concesin –contado desde la fecha sealada para terminar la construccin, sin prrroga alguna– dividida por la longitud total de las lneas del conjunto de las concesiones. Las concesiones otorgadas a perpetuidad se considerarn concedidas por noventa y nueve aos, contados desde el da de la fecha de la admisin del concesionario en el rgimen establecido por el Real Decreto-ley de doce de julio de mil novecientos veinticuatro para las adheridas al mismo, y para las no adheridas desde el de la fecha de esta Ley.

En aquellos aos, tenidos en cuenta para la determinacin de la anualidad del rescate, a que se aplic el rgimen ferroviario establecido por el Real Decreto-Ley de doce de julio de mil novecientos veinticuatro, los productos netos imputables a la Empresa y sus incrementos, a los efectos de la fijacin de la anualidad del rescate, sern nicamente los que de los totales correspondan al valor real del establecimiento del concesionario, habida cuenta de la proporcin entre ste y la aportacin de capital del Estado. Para este efecto, se considerarn como capital y valor reales del establecimiento del concesionario, los fijados provisionalmente en la Real Orden de su admisin en el rgimen ferroviario establecido por el Real Decreto-ley de doce de julio de mil novecientos veinticuatro.

La anualidad del rescate comprender dos sumandos, uno que corresponde a la renta obtenida de las concesiones respectivas en el perodo anterior al rescate de las mismas, y otro que evale el incremento de la expresada renta durante los aos en que deba abonarse la anualidad del rescate. El sumando correspondiente a la renta de las concesiones con anterioridad al rescate, se determinar tomando el promedio de los productos netos del trfico durante los quince aos comprendidos desde primero de enero de mil novecientos veintiuno a treinta y uno de diciembre de mil novecientos treinta y cinco.

Deducido el nmero de toneladas-kilmetros de mercancas transportadas en gran velocidad, si la Compaa no lo consigna en sus estadsticas, suponiendo que el precio medio del transporte en gran velocidad es el triple del precio medio de transporte en pequea velocidad; el resultado de dividir el nmero que cifre la totalidad de los productos netos obtenidos durante los quince aos de mil novecientos veintiuno a mil novecientos treinta y cinco, ambos inclusive, por la suma del nmero de viajeros-kilmetros y toneladas-kilmetros de mercancas, transportados durante el mismo perodo, representar el producto neto en el transporte de la unidad de trfico, y este resultado, multiplicado por el incremento medio anual del nmero de unidades transportadas durante los expresados quince aos, fijar el incremento medio anual de utilidades en el transporte desde primero de enero de mil novecientos veintiuno a treinta y uno de diciembre de mil novecientos treinta y cinco. Supuesto este incremento medio anual de utilidades computable a cada uno de los aos que fija el plazo medio de reversin de las concesiones de la Empresa, las cantidades formadas con esos incrementos sucesivos se capitalizarn al inters legal hasta la fecha de la reversin. La anualidad fija que produzca en el mismo tiempo, al inters legal, el importe global de aquella capitalizacin, ser el incremento medio de rentabilidad o de beneficio anual y, por tanto, el segundo sumando de los dos que forman la anualidad del rescate.

En el clculo de la anualidad de rescate se tendr en cuenta que, para los aos en que haya estado en vigor, para cada Empresa, el Real Decreto de veintisis de diciembre de mil novecientos dieciocho, debe deducirse de los productos lo percibido por la elevacin hecha en las tarifas en virtud de aquella disposicin.

Asimismo y durante los aos en que subsista a cargo de la Empresa un saldo por anticipos hechos por el Estado para aumento de sueldos y salarios, segn las Reales rdenes de veintitrs de marzo y veintinueve de abril de mil novecientos veinte y disposiciones posteriores complementarias, se tendr en cuenta la obligacin para el concesionario de aplicar a la cancelacin de los anticipos los excesos en relacin con los del ao mil novecientos trece, que en cada ao se obtengan en los productos lquidos.

De la anualidad obtenida, en virtud de lo anteriormente expresado, se deducir el tanto por ciento que el Gobierno determine por el deficiente estado actual de las lneas, material y dependencias. De la misma anualidad, despus de atender a las cargas financieras, se deducirn los importes de los anticipos recibidos del Estado por cada Compaa.

Las anualidades sustitutivas del disfrute quedarn en todo caso afectas, segn las leyes comunes, a las hipotecas en favor de los obligacionistas y al restante pasivo de las Empresas.

Los concesionarios de las lneas rescatadas podrn solicitar y obtener del Gobierno la entrega de resguardos nominativos transmisibles por endoso o ttulos al portador, que darn derecho a su tenedor legtimo al cobro de la anualidad convenida durante el tiempo que se haya acordado.

Para las Empresas de activo saneado, el Estado podr tomar a su cargo, ntegramente, el servicio de intereses y amortizacin de las obligaciones hipotecarias y dems cargas aseguradas en el disfrute haciendo en las anualidades las deducciones correspondientes.

Base tercera.

En el plazo de treinta das naturales, contados desde el de la publicacin de esta Ley, la Junta Superior de Ferrocarriles, ajustndose a lo dispuesto en las Bases anteriores para las Compaas en que el total de ingresos en el perodo de tiempo comprendido desde primero de enero de mil novecientos veintiuno a treinta y uno de diciembre de mil novecientos treinta y cinco exceda del conjunto de gastos de explotacin en el mismo perodo de tiempo y por estimacin pericial para las que se encuentren en caso contrario o no hayan comenzado la explotacin antes del primer da del ao mil novecientos veintiuno, evaluar la anualidad que ha de percibir cada Empresa de las afectadas por lo dispuesto en la Base primera de esta Ley, como precio del rescate del conjunto de sus concesiones. En el plazo de noventa das naturales, contados desde el mismo da que el anterior, cada Compaa dar a conocer al Ministerio de Obras Pblicas si acepta o no, como precio de rescate del conjunto de sus concesiones, la anualidad fijada por la Junta Superior de Ferrocarriles. Si no manifiesta su conformidad, presentar, en el plazo de ciento veinte das naturales, contados desde el mismo origen que los anteriores, a la Junta Superior de Ferrocarriles, su evaluacin pericial con la determinacin de la anualidad precio del rescate. Si la Compaa, en el ltimo plazo indicado no presentara laevaluacin pericial antes dicha, se entender que acepta la que fije la Junta Superior de Ferrocarriles. Treinta das despus del plazo de ciento veinte, la Junta Superior de Ferrocarriles informar la evaluacin pericial presentada por la Compaa, y en los siguientes treinta das emitir su informe el Consejo de Obras Pblicas en Pleno, dictando el Gobierno la resolucin definitiva, previa audiencia del Consejo de Estado.

Durante los ciento ochenta das resultantes para fijar la evaluacin pericial de la anualidad de rescate del conjunto de las concesiones de cada Compaa, la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles podr tomar a su cargo el pago de los intereses de las obligaciones hipotecarias con vencimiento dentro de ese plazo, deducindose las cantidades satisfechas por este concepto de las anualidades que tenga que percibir la Compaa, hasta su completo pago.

Base cuarta.

Se crea la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles para hacerse cargo de los que rescate el Estado y explotarlos, en rgimen de Empresa industrial, juntamente con los de va ancha propiedad de aqul.

La Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles tendr personalidad jurdica propia y distinta de la del Estado en el ejercicio de sus funciones peculiares; disfrutar de autonoma administrativa sin sujetarse a la Ley de Administracin y Contabilidad del Estado; estar regida y administrada por un Consejo de Administracin, que tendr a su cargo, con plena responsabilidad ante el Gobierno, la gestin, direccin y administracin de los ferrocarriles que integren la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles y de las dems explotaciones complementarias o accesorias que se le encomienden.

El Consejo de Administracin de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles estar formado por un Presidente, el Director General de la Red, dos Consejeros representantes del Ministerio de Obras Pblicas, dos que lo sern del Ministerio de Hacienda, uno por cada uno de los Ministerios del Ejrcito, Agricultura e Industria y Comercio, otro en representacin de los Sindicatos, y dos tcnicos especialistas de la materia, nombrados por el Gobierno a propuesta del Ministro de Obras Pblicas, salvo los Consejeros representantes de los Ministerios de Hacienda, Ejrcito, Agricultura e Industria y Comercio y de los Sindicatos que sern propuestos por el Ministro de su respectivo Departamento.

El Comit de Gerencia lo formarn: el Presidente del Consejo de Administracin, el Director General de la Red, uno de los Consejeros propuestos por el Ministerio de Obras Pblicas y otro de los que lo sean por el Ministerio de Hacienda.

Los acuerdos del Consejo de Administracin que a juicio del Presidente o de los Consejeros representantes del Ministerio de Obras Pblicas o de Hacienda, afecten gravemente a la rentabilidad de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles, a su equilibrio financiero o a las inversiones de capital exigidas por las necesidades del trfico, quedarn en suspenso a peticin suya, debiendo dar inmediato conocimiento del caso al Ministro correspondiente a fin de que pueda elevarlo al Consejo de Ministros, que decidir.

Los actuales Consejos Directivos de las Compaas del Norte, Madrid, a Zaragoza y a Alicante y Oeste-Andaluces, a cada uno de los que se agregar la delegacin que designe el Consejo de Administracin de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles continuarn actuando, encargados exclusivamente de la explotacin de las redes, durante el plazo de seis meses, en el que formarn los inventarios de entrega al Consejo de Administracin de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles.

Para las dems Compaas, el Consejo de Administracin de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles designar los Delegados que se harn cargo de la explotacin hasta la formalizacin de la entrega a aqul.

CAPTULO II
Ferrocarriles de va de ancho inferior al normal espaol, de servicio pblico
Base quinta.

Por el Ministerio de Obras Pblicas se fijarn las lneas de los ferrocarriles de va de ancho inferior al normal espaol, de servicio pblico, que podrn constituirse voIuntariamente en Federacin de Compaas a los efectos de la explotacin, en la que cada Empresa conservar su personalidad jurdica, con la obligacin de pertenecer a la Federacin hasta que se extinga el plazo de sus concesiones, fijndose la fecha de reversin por la que corresponda al plazo medio de las concesiones explotadas por una misma Empresa, determinado con arreglo a la Base segunda.

La explotacin de las lneas que integran la Federacin se realizar como si se tratara de una sola red a base de tarifas generales nicas, simplificando al mximo las operaciones de transmisin y transbordo entre lneas de ancho de va distinto, y suprimiendo en absoluto dichas operaciones entre las del mismo ancho, para las que, adems, ser comn el Parque de Material Mvil de transporte.

El Gobierno fijar el plazo para que las Compaas soliciten el ingreso en la Federacin en que se les incluya, y aprobar, a propuesta de sta, el Reglamento por que ha de regirse la explotacin de las lneas federadas, en el que se determinar el valor de las aportaciones, la estimacin y participacin de productos correspondientes a cada federado, y un nmero de representantes en el Consejo directivo, que la administrar, bajo la presidencia de un Delegado del Gobierno, con derecho a veto suspensivo de los acuerdos del Consejo hasta la resolucin por el Ministerio de Obras Pblicas.

Los ferrocarriles que no entren a formar parte de las Federaciones estarn obligados a la adopcin, por su cuenta, de los tipos uniformes de traccin y/enganche en los plazos que seale el Ministerio de Obras Pblicas.

El Gobierno podr rescatar las lneas de va de ancho inferior al normal espaol, estn o no federadas. Tanto en caso de rescate como en el de reversin por extincin de la concesin, el Estado no estar obligado a continuar en la Federacin.

Base sexta.

Se determinarn para cada Empresa de las que han de formar la Federacin, los productos netos de explotacin durante cada uno de los quince aos desde mil novecientos veintiuno hasta mil novecientos treinta y cinco, partiendo de los que resulten de su contabilidad, modificndola, si no se hubieran tenido en cuenta en la forma que se dir, los conceptos siguientes:

a) Se computarn con sujecin a lo que prescribe la Base novena del Estatuto de doce de julio de mil novecientos veinticuatro, los ingresos correspondientes al aumento del quince por ciento en las tarifas, autorizado por Decreto de veintisis de diciembre de mil novecientos dieciocho.

b) No se computar el sobrante de los ingresos que hubiera resultado despus de cubrir los dficits de explotacin y cargas por aumento del quince por ciento en las tarifas, autorizado por Ley de veintinueve de mayo de mil novecientos treinta y cuatro.

c) Se computarn en la forma prescrita en la Base novena del Estatuto de doce de julio de mil novecientos veinticuatro, los anticipos reintegrables concedidos por aumentos de sueldos y salarios de su personal por la Real Orden de veintitrs de marzo de mil novecientos veinte y disposiciones complementarias.

d) Se considerarn como gastos todos los de explotacin, incluso las pensiones para el personal.

De los productos netos, deducidos como acaba de indicarse en cada uno de los aos de mil novecientos veintiuno a mil novecientos treinta y cinco, se obtendr el promedio a los efectos de fijacin del capital.

Aquellas Empresas para las que el promedio de productos netos en el perodo de mil novecientos veintiuno a mil novecientos treinta y cinco resulte positivo, y el Consejo directivo de la Federacin estime que pueden con sus propios productos atender a la explotacin normal, el capital representativo del establecimiento de la Empresa ser el capaz de producir al inters legal durante el nmero de aos igual al plazo medio de reversin del conjunto de concesiones de la misma, una anualidad representada por el promedio de los productos netos obtenidos por ella, y su participacin en los productos netos que resulten de la explotacin por la Federacin de Empresas, ser la que se determine en el Reglamento de la Federacin, y con ella atender a sus propias cargas financieras y a las obligaciones que hubiere contrado con el Estado antes de federarse.

Las Empresas en que el promedio de productos netos determinado, como antes se ha dicho, sea negativo, o que, a juicio del Consejo directivo, no ofrezca garanta para atender los gastos de explotacin normal con sus propios ingresos, formarn parte de la Federacin de Empresas, pero no participarn en los productos netos que procedan de laexplotacin comn y atendern a sus gastos con los ingresos que a sus lneas correspondan exclusivamente, hasta que el Consejo directivo estime puedan sostener la explotacin normal con sus propios ingresos, caso en que se fijar su aportacin y se valorar el capital de estimacin al mismo tiempo que se variar la participacin en los beneficios de las Empresas que las tuvieran reconocida en los productos netos de la explotacin en comn.

Base sptima.

Las tarifas de aplicacin en cada grupo federado se calcularn procurando que con Ios productos de la explotacin se cubran los gastos de la misma, sin exceder de las mximas legales, con las modificaciones establecidas por el Decreto de veintisis de diciembre de mil novecientos dieciocho y Ley de veintinueve de mayo de mil novecientos treinta y cuatro se propondrn por el Consejo directivo a la aprobacin del Ministerio de Obras Pblicas. El Consejo directivo de cada Federacin de Empresas atender a los gastos de la Red que administre con los productos de la misma. Los productos netos queresulten despus de cubiertos los gastos de explotacin, las pensiones y las amortizaciones por depreciacin de las instalaciones, se destinarn a satisfacer las obligaciones de la Federacin con el Estado y las cargas financieras de su incumbencia exclusiva, y el remanente se distribuir entre las empresas que integren la Federacin.

CAPTULO IIl
Transportes mecnicos por carretera
Base octava.

Las concesiones vigentes para transportes por carretera de la clase A, otorgadas de una manera definitiva, para las que se compruebe por una revisin, cumplen actualmente las condiciones en que se autorizaron, continuarn en vigor. Podrn continuar circulando con carcter provisional, solamente hasta la fecha en que se resuelvan los concursos a que se refiere la Base dcima de esta Ley, los dems actuales servicios que el Ministerio de Obras Pblicas juzgue necesarios, de conformidad con lo dispuesto en la Base siguiente. Todas las dems autorizaciones para servicios de transporte por carretera, tanto de viajeros como de mercancas, se declararn anuladas de acuerdo con las disposiciones vigentes y con arreglo a las condiciones de la respectiva concesin.

Los servicios pblicos para transportes de viajeros y mercancas por carretera se ordenarn separadamente por agrupaciones, acordadas por Decreto, a propuesta del Ministerio de obras Pblicas; pudiendo coincidir o no las agrupaciones de transportes de viajeros con las de los servicios de mercancas.

En la acepcin servicios pblicos de transportes por carretera se comprenden todos aquellos que tienen por objeto el transporte mecnico de viajeros o mercancas por cuenta ajena y por vas o caminos pblicos extraurbanos del Estado, Provincia o Municipio, efectuado por automviles sobre la superficie de dichas vas o utilizando carriles instalados en ellas o tomas areas de energa, como los tranvas y trolebuses.

No podrn dedicarse a servicios pblicos de transportes por carretera ms que los particulares o Empresas debidamente autorizadas por el Ministerio de Obras Pblicas. Los vehculos de propiedad privada no podrn efectuar servicio alguno por cuenta ajena.

Los automviles de alquiler, con o sin taxmetro, no podrn contratarse para el transporte extraurbano mediante pago por fracciones de la carga mxima de aqullos, ni establecer competencias con otros que sean objeto de concesin.

Base novena.

Para entender en todas las cuestiones relativas al transporte por caminos ordinarios, se formar un Consejo Directivo de Transportes por carretera, constituido por: un Presidente, con derecho a veto suspensivo de los acuerdos del Consejo, y dos Consejeros, propuestos por el Ministerio de Obras Pblicas; uno por cada uno de los Ministerios de Hacienda, Ejrcito e Industria y Comercio; otro por Falange Espaola Tradicionalista y de las J. O. N. S., los siete nombrados por el Gobierno, y un representante de cada una de las entidades Sindicato de Transportes, concesionarios de servicios de transportes de viajeros, de mercancas y de Empresas de Tranvas y Trolebuses, nombrados por el Ministerio de Obras Pblicas, a propuesta en terna de la entidad representada. Hasta que puedan ser nombrados los cuatro ltimos representantes mencionadas, el Consejo Directivo funcionar con los siete primeros. Por acuerdo del Gobierno podrn nombrarse otros representantes en este Consejo Directivo.

El Consejo Directivo estudiar el establecimiento de la traccin elctrica en carreteras y de cuantos medios conduzcan a disminuir el consumo de carburantes y otros productos de procedencia extranjera, y la implantacin de los servicios de transporte, considerndolos complementarios y distribuidores de los ferroviarios y evitando competencias entre unos y otros; inspeccionar la recaudacin que las entidades concesionarias realicen por cuenta del Estado e intervendr el pago por ellas del canon de conservacin de carreteras y dems percepciones que al Estado correspondan; entender en las cuestiones que puedan suscitarse entre los distintos concesionarios, coordinando su actuacin; propondr las modificaciones que estime oportunas de las vigentes disposiciones sobre polica y circulacin de carreteras y las disposiciones que regulan el trnsito de los actuales servicios de transporte por carretera a los definidos por esta Ley; someter al Ministerio de Obras Pblicas, antes del primero de diciembre de cada ao, el presupuesto de los gastos que habrn de ser sufragados en el siguiente por los distintos servicios dependientes del Consejo, y hasta la aprobacin del primero que redacte, se atendern a los que originen su constitucin y funcionamiento, con el canon de inspeccin recaudado en la forma actualmente establecida; y antes de primero de abril rendir, en forma reglamentaria, cuentas de los gastos realizados en el ejercicio anterior.

El Consejo Directivo de Transportes por Carretera formar un Plan general de transportes de esta clase, y a este efecto, tanto para viajeros como para mercancas, formular relaciones de los servicios actuales y pedidos pendientes de resolucin que deban mantenerse, de los que deban suprimirse y de los que convenga crear. Estas relaciones se sometern al Ministerio de Obras Pblicas para la resolucin que proceda. El Plan general de transportes por carretera, previos los informes de la Junta Superior de Ferrocarriles y del Consejo de Obras Pblicas, se someter a resolucin del Ministerio de Obras Pblicas, quien otorgar las concesiones que procedan, de acuerdo con lo preceptuado en esta Ley.

El Consejo Directivo de Transportes por Carretera estudiar las tarifas necesarias para llegar a una perfecta explotacin y cubrir todas sus obligaciones econmicas. El Reglamento determinar los lmites y la variacin de estas tarifas en funcin de la de los factores econmicos que influyen en ellas.

El Consejo Directivo de Transportes por Carretera concertar con los distintos Departamentos ministeriales las tarifas y condiciones que hayan de aplicarse a los transportes que se efecten por cuenta del Estado, resolviendo la Presidencia del Gobierno en el caso de no haber acuerdo. El transporte de la correspondencia ser gratuito.

Base dcima.

Para cada una de las agrupaciones determinadas con arreglo a la Base octava de esta Ley, se otorgarn por el Ministerio de Obras Pblicas las concesiones de los servicios de viajeros y mercancas mediante concursos libres, hacindose la adjudicacin a igualdad de las dems circunstancias a los que ofrezcan la mejor dotacin de material e instalaciones necesarias para la pronta y buena explotacin, ms ventajas econmicas para el Estado y los usuarios y mayor reduccin del plazo de concesin que como mximo ser de veinte aos.

A los referidos concursos, adems de las Sociedades y particulares con la capacidad legal que seale el Reglamento, podrn concurrir representaciones de los concesionarios y titulares de cada agrupacin, unidos con los peticionarios de nuevos permisos comprendidos en la misma, pendientes de resolucin a la publicacin de esta Ley, que sean aceptados de conformidad con la Base novena, justificando la frmula de entidad nica que ofrecen, bien por fusin de todas en una sola Empresa o cuando menos la de federacin de todas ellas. La Federacin tendr por objeto principal establecer tarifas generales nicas en cada agrupacin, aprovechar en comn todo el material mvil y fijo –que ser siempre propiedad del concesionario y embargable nicamente por el Estado– y adquirir en comn los elementos y materiales necesarios para la explotacin.

La entidad que resulte adjudicataria propondr la composicin del organismo que ha de regirla y las normas para su constitucin y funcionamiento. El Ministerio de Obras Pblicas resolver acerca de dicha propuesta y designar un representante que depender de la Direccin General de Ferrocarriles, Tranvas y Transportes por Carretera, sealando sus atribuciones.

La entidad concesionaria de los servicios de la agrupacin disfrutar de los que se le otorguen en la concesin y de los que en lo sucesivo se establezcan dentro de su agrupacin, con las excepciones que luego se dirn, quedando obligada a ampliar los servicios y establecer otros nuevos en la forma que se disponga por el Ministerio de Obras Pblicas, siempre que sea satisfactorio el estudio previo del rendimiento econmico de los mismos.

Cuando no formen parte de la entidad concesionaria de los servicios de la agrupacin, los actuales concesionarios de servicios de la clase A, aqulla slo tendr derecho a explotar los servicios que no sean de esa clase otorgados definitivamente, mientras duren, los plazos de la concesin de cada uno; entre tanto, los concesionarios de la claseA continuarn disfrutando sus concesiones en las condiciones que se les otorgaron solo durante el tiempo que falte para su reversin al Estado, y llegada sta, la lnea o lneas revertidas pasarn a formar parte de la concesin a la entidad adjudicataria de los servicios de la agrupacin, en las condiciones que prevea la adjudicacin.

La entidad concesionaria de los servicios de una agrupacin est obligada a llevar su contabilidad con sujecin a los preceptos legales.

El incumplimiento de las condiciones fijadas para la explotacin de los servicios de transportes por carretera dar lugar a la aplicacin de sanciones, que pueden llegar a la caducidad de la concesin y a la reversin anticipada.

El Consejo de Administracin de la Red Nacional y los Directivos de las Federaciones de Empresas de ferrocarriles de va de ancho inferior al normal disfrutarn de preferencia para explotar los servicios por carretera, tanto de viajeros como de mercancas en aquellas lneas que, a propuesta de la Junta Superior de Ferrocarriles, considere el Ministerio de Obras Pblicas susceptibles de competir con el ferrocarril, pero siempre que la explotacin sea llevada directamente por la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles o las Federaciones de Compaas de Ferrocarriles de va de ancho inferior alnormal. De no cumplirse ambas condiciones, se incluirn en la agrupacin correspondiente.

La preferencia se establecer, desde luego, para las lneas que sirvan de enlace entre estaciones ferroviarias y Despachos Centrales, que no estarn obligadas a formar parte de la agrupacin.

Tampoco ser obligatorio formar parte de la agrupacin para las concesiones de tranvas y trolebuses, que se regirn por las condiciones con que se otorgaron.

La Administracin se reserva el derecho al rescate anticipado de las concesiones con cuanto a ellas est afecto con arreglo a las normas que sern fijadas en los pliegos de condiciones.

CAPTULO IV
Junta Superior de Ferrocarriles y Transportes por Carretera
Base undcima.

Como Organismo superior para la Ordenacin de los transportes terrestres se crea, bajo la dependencia inmediata del Ministro de Obras Pblicas, la Junta Superior de Ferrocarriles y Transportes por Carretera, de la que ser Presidente nato el propio Ministro de Obras Pblicas, y Presidente efectivo el Director General de Ferrocarriles, Tranvas y Trasportes por Carretera.

Formarn parte de esta Junta: tres de los once Consejeros de Administracin de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles, y su Presidente; dos representantes de las Federaciones de Ferrocarriles de va estrecha; tres de los componentes del Consejo Directivo de Transportes por Carretera; un representante de cada uno de los Ministerios de Hacienda, Ejrcito, Agricultura, Trabajo e Industria y Comercio; el Jefe de la Seccin de Transportes por Carretera del Ministerio de Obras Pblicas; un representante de los servicios de Inspeccin del Estado en los ferrocarriles; otro de los Sindicatos Nacionales Industriales, y otro de los Sindicatos Nacionales Agrcolas. Por acuerdo del Gobierno podrn nombrarse otros representantes.

La Junta Superior de Ferrocarriles, creada por Ley de ocho de mayo de mil novecientos treinta y nueve, que continuar en funciones durante un perodo de siete meses contados desde la fecha de esta Ley, al trmino del cual quedar disuelta, sustituir al Consejo Superior de Ferrocarriles en las funciones que le atribuye el Decreto-Ley de doce de julio de mil novecientos veinticuatro. Terminado aquel plazo la sustituir la Junta Superior de Ferrocarriles y Transportes por Carretera, creada en esta Base.

Base duodcima.

Sern atribuciones y obligaciones de la Junta Superior de Ferrocarriles y Transportes por Carretera, de modo especial:

a) Estudiar y someter a la aprobacin del Ministerio de Obras Pblicas los planes generales de construccin de nuevas lneas y de establecimiento de toda clase de servicios de transporte, por iniciativa propia o a propuesta de los respectivos Consejos de Administracin y Directivos.

b) Informar los planes generales de ampliacin y mejora de las instaIaciones ferroviarias, y adquisiciones de material de transporte que proponga el Consejo de Administracin de la Red Nacional y los de las Federaciones.

c) Informar los planes generales de adquisicin de material de transporte que proponga el Consejo Directivo de Transportes por Carretera.

d) Informar las tarifas generales y especiales de aplicacin general, propuestas por los respectivos Consejos de Administracin y Directivos para su aplicacin en los transportes ferroviarios y en los que se efecten por carretera.

e) Suspender la implantacin de las tarifas especiales de aplicacin local que acuerden los Consejos de la Red Nacional, de las Federaciones y el de Transportes por Carretera, elevando el caso, con informe razonado, al Ministerio de Obras Pblicas.

f) Intervenir en la preparacin de los contratos que han de regular las bases y condiciones de toda clase de Federaciones, creadas en virtud de esta Ley.

g) Examinar e informar los proyectos de presupuestos anuales redactados por el Consejo Directivo de Transportes por Carretera y las cuentas de cada ejercicio rendidas por este Organismo.

h) Examinar las cuentas rendidas anualmente por los Consejos de la Red Nacional y de las Federaciones de va de ancho inferior al normal y elevarlas, con su informe, al Ministerio de Obras Pblicas.

i) Informar las propuestas que se formulen con motivo de la revisin de las disposiciones vigentes respecto a polica de los servicios de transporte, circulacin por carretera, reglamentacin de seales para la circulacin y correccin de infracciones.

j) Informar las propuestas de los Consejos que se refieran a la incorporacin o separacin de alguna lnea frrea o de transporte por carretera de las que comprenda el conjunto de la Red de una y otra clase.

k) Estudiar y proponer la coordinacin y enlace entre los diferentes sistemas de transporte y definir los casos en que se establezcan competencias entre unos y otros, proponiendo la procedente resolucin al Ministerio de Obras Pblicas.

l) En general, realizar todas las funciones que se le confieran por esta Ley y las que el Ministerio de Obras Pblicas le encomiende en relacin con toda clase de transporte.

CAPTULO V
Disposiciones complementarias
Base dcimotercera.

Podrn ser autorizadas por el Ministerio de Obras Pblicas a una explotacin econmica, las lneas frreas que con sus ingresos no puedan hacer frente a los gastos de explotacin normal.

Si aun con la implantacin del rgimen de explotacin econmica continuara la insuficiencia de Ios productos brutos, podrn los concesionarios o Consejos de Administracin o Directivos solicitar el cierre de la lnea para el trfico. Ser facultad del Ministerio de Obras Pblicas acceder a lo solicitado, o mantener la explotacin de la lnea por el Estado o por el concesionario, cubrindose la insuficiencia de ingresos en la forma que acuerde el Gobierno.

Base dcimocuarta.

Queda prohibida la concesin de pases para viajar gratuitamente por ferrocarril –excepto los de Gobierno– la expedicin de billetes gratuitos y el transporte de mercancas sin la aplicacin de la tarifa que corresponda, y ser exigida la responsabilidad procedente a cuantos agentes, por su servicio, hayan debido tener relacin con el viajero o mercanca indebidamente transportado.

Los pases de Gobierno, las autorizaciones de billete a precio reducido, los billetes llamados de favor y los del personal del servicio ferroviario, se regularn por Decreto que el Ministro de Obras Pblicas someter al Consejo de Ministros, y en igual forma se acordarn cuantas modificaciones hayan de introducirse en el mismo; quedando derogados cuantos preceptos contengan las Leyes y dems disposiciones vigentes, relativos a concesin de pases y derecho a viajar gratuitamente o con reduccin de precio.

En los servicios de transportes por carretera slo podrn concederse pases de servicio a los empleados de cada Empresa dentro del trozo en que lo presten y a los funcionarios que ejerzan la inspeccin del Estado dentro de la jurisdiccin en que directamente la efecten.

Base dcimoquinta.

Las operaciones y actos motivados por el rescate de lneas frreas y por la constitucin de las Federaciones de ferrocarriles de va de ancho inferior al normal y de transportes por carretera, objeto de la presente Ley, quedarn exentas de toda clase de impuestos.

Se hacen extensivas las mismas exenciones a las operaciones necesarias para domiciliar en Espaa el pago, exclusivamente en pesetas, de dividendos, intereses y amortizaciones; recogida de acciones y obligaciones, cancelacin y transferencia de hipotecas; los contratos o convenios de permuta, fusiones, arrendamientos, constitucin de Federaciones y dems operaciones necesarias para cumplir lo preceptuado en la presente Ley; y emisin de obligaciones u otra clase de ttulos que realice la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles.

El impuesto sobre transportes de viajeros y mercancas gravar en igual tanto por ciento a los ferroviarios y de carretera, y lo mismo que el impuesto de Timbre, ser cuenta del usuario.

Los concesionarios y titulares de servicios de transporte por carretera estarn sujetos al pago de un canon anual de conservacin de carreteras, fijado globalmente para cada Federacin o Empresa nica de la Agrupacin, por el Ministerio de Obras Pblicas. Este canon se ingresar en la Direccin General del Tesoro.

Se exceptan del pago del canon de conservacin de carreteras los tranvas extraurbanos que satisfarn por este concepto lo preceptuado en su propia concesin.

Base dcimosexta.

Los empleados de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles, incluso los que actualmente prestan sus servicios en los explotados por el Estado, no tendrn el carcter de funcionarios pblicos ni les sern aplicables las disposiciones en vigor o que en lo sucesivo se dicten en relacin con los funcionarios del Estado; sin perjuicio de ser agentes de la Autoridad, los que as proceda, con arreglo a las leyes en vigor.

Los Consejos de Administracin y Directivos formularn al Gobierno propuesta en relacin con la manera ms eficaz de organizar la enseanza profesional especializada.

Base dcimosptima.

La Inspeccin Tcnica y Administrativa de los Ferrocarriles, incluidos los que constituyen la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles, se ejercer por medio de los organismos adecuados dependientes del Ministerio de Obras Pblicas.

Estos organismos ejercern la intervencin permanente en aquellos ferrocarriles que, no formando parte de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles, continen sometidos a dicha intervencin en virtud de disposiciones en vigor.

Los gastos de inspeccin e intervencin sern de cargo de todos los ferrocarriles, distribuyndose proporcionalmente a la longitud de las lneas, segn las normas y con arreglo a la cuanta que determine el Ministerio de Obras Pblicas, y se ingresarn en la Direccin General del Tesoro en cuenta especial al efecto.

La inspeccin de los servicios de transportes por carretera estar a cargo de las Jefaturas de Obras Publicas, bajo la dependencia de la Direccin General de Ferrocarriles, Tranvas y Transportes por Carretera; siendo los gastos que origine sufragados por los concesionarios de servicios de transportes por carretera, y encargndose de su recaudacin la Empresa nica o la Federacin concesionaria de la agrupacin.

Base dcimoctava.

Por el Ministro de Obras Pblicas se presentarn a la aprobacin del Gobierno las disposiciones complementarias y Reglamentos para la ejecucin de esta Ley.

As lo dispongo por la presente Ley, dada en Madrid a veinticuatro de enero de mil novecientos cuarenta y uno.

FRANCISCO FRANCO

Análisis

  • Rango: Ley
  • Fecha de disposición: 24/01/1941
  • Fecha de publicación: 28/01/1941
Referencias posteriores

Criterio de ordenación:

  • SE DEROGA las bases 4 a 18, por la Ley 16/1987, de 30 de julio (Ref. BOE-A-1987-17803).
  • SE DICTA EN RELACION:
    • sobre modificacin de los rganos rectores de la RENFE:DECRETO-LEY, de 10 de mayo de 1957 (Ref. BOE-A-1957-6663).
    • modificando la organizacin de la Red Nacional de los Ferrocarriles Espaoles: Decreto de 17 de enero de 1947 (Ref. BOE-A-1947-974).
  • SE DICTA DE CONFORMIDAD:
    • sobre explotacin directa de los transportes por carretera: Orden de 28 de julio de 1944 (Ref. BOE-A-1944-7483).
    • sobre normas para el Consejo Directivo de Transportes por Carretera y para el de los Organismos relacionados con el trasporte: Ley de 11 de diciembre de 1942 (Ref. BOE-A-1942-11835).
    • sobre organizacin y administracin de la Red Nacional de los Ferrocarriles de Espaa: Decreto de 11 de julio de 1941 (Ref. BOE-A-1941-7227).

subir

Agencia Estatal Boletín Oficial del Estado

Avda. de Manoteras, 54 - 28050 Madrid